Nuevas Ideas
Comer Beber

LOLA LO BORDA
COSER Y CONTAR

LOLA LO BORDA
COSER Y CONTAR

Imagen
Imagen

   En plena corriente de bordado reivindicativo en Estados Unidos, este acto, por contradictorio que pueda parecer, ha pasado de femenino a feminista en manos de creadores que buscan nuevas formas de expresión. Así lo siente Lola Beneyto, de 42 años, luchadora, polifacética, madre y sobre todo mujer, que -confiesa- nació ya feminista de una progenitora que le demostró que podía ser lo que quisiera y le tatuó a besos como única libertad, la de no depender de nadie. Con estos mensajes bien claros y una cuidada educación hacia lo estético, era solo cuestión de tiempo que Beneyto encontrara en el bordado un lenguaje íntimo que, en su caso, se aleja de lo puramente estético para gritar con hilo rojo lo que le remueve desde su querido barrio de Conde Duque, pero sobre todo, para hacer hogar, el leitmotiv de su existencia.


   Porque Lola (en la ilustración) es feliz haciendo más amable la vida a la gente y desde que empezó a bordar lo hizo para sacar sonrisas. Fue al irse de casa, con apenas 20 años y tras un pasado plagado de anuncios o presentaciones estrella en televisión en programas como “Ponte las pilas” (1991) junto a Dani Martín o Arancha de Benito, o “Los primeros de la primera” (1992). Recién independizada, Lola decidió usar aguja e hilo para tunear ropa que aún conserva, como una falda en la que se podía leer por detrás: “Anda, vente” o un bolso que rezaba “Si quieres, me voy contigo”. Buscaba así darle un poco de humor a un estilo ya entonces bastante sobrio, pero con toques que aún la distinguen como sus inseparables gafas de sol o sus eternos labios, ambos rojos a morir, como el hilo de sus bordados. Un color que para ella no es tanto pasión como vida, y con el que hace palpitar a sus protagonistas sobre un lino sin teñir hecho en España, como una Penélope confesa en espera de su Ulises, bordando de día y deshaciendo de noche. 


   Si el ajetreo de la juventud le llevó a abandonar su afición, decidió volver a usar sus manos cuando se estrenó como madre veinteañera y separada, y aprovechó las horas de sueño y tranquilidad que le regalaba su pequeño Nicolás (hoy de 14 años). Telas, fundas, almohadones o ropa, todo lo que se le pasaba por la cabeza acababa irremediablemente con la aguja clavada mientras se empapaba de libros de bordados antiguos y de la historia de un oficio perdido que le conectaba aún más con el mundo que a ella le interesaba: el hogar y la gente de la calle.


   A Lola siempre le ha interesado la artesanía como expresión artística, unas “artes menores” como la madera o la cerámica, que como oficios del pueblo expresaban para ella lo que las altas esferas lograban a través de la pintura, la arquitectura o la escultura. Fue esta atracción uno de los motivos por los que estudió Historia del Arte, aunque nunca completó el vació artístico existente sobre las formas de expresión del ciudadano real, del vecino de a pie o el transeúnte anónimo. Y así, por pura necesidad, regresó al bordado como salvación, envuelta ya en el halo estético de una familia dedicada al textil, inyectada de recuerdos entre libros y algodones, junto a una madre que fundó la tienda de decoración MCH de la calle Velázquez y le inculcó el gusto por las cosas bien hechas y por un concepto auténtico de hogar que metió hasta en la cocina, pues en aquellas horas muertas en las que Lola bordaba, también decidió probar a asar, freír y escalfar.


   Fueron sus mejores opciones para sacar rentabilidad a un tiempo casero impagable para una mujer separada y con un único sueldo para mantener a su hijo. Después de trabajar en varias cocinas profesionales, Beneyto decidió ofrecer su propio servicio de catering del que han comido poetas, escritores, artistas y amigos en eventos, bodas y encuentros de lo más variopintos. También se lanzó a crear unas especiales clases de cocina de postguerra, que bajo el título “Muslamen”, enseñaban a hacer la compra y a cocinar con lógica, con productos de temporada y aprovechando todo hasta el último suspiro. Otro pequeño placer en la querencia de Lola por cuidar, esta vez con mandil, a los demás.


   Y así pasó el tiempo, y Lola encontró una estabilidad con la que pudo por fin permitirse, no solo retomar los bordados, sino además tomárselos tan en serio como para recibir clases. Acabó en manos de Yolanda Andrés como profesora y confidente, un enganche que continúa activo y con el que esta reina del dedal quiere controlar la técnica para ser libre a la hora de contar. Y así, segura de sus puntadas, empezó por pura estética bordando a Muhammad Ali en pleno bombardeo mediático de imágenes de pateras, y Beneyto preocupada ante nuestra pasividad ante estas desgracias pasadas por agua, decidió seguir cosiendo pero ahora sí, para reivindicar.


   Así nació su bordado descontextualizado, una obra en la que al más puro estilo Toulouse-Lautrec (que encumbraba a prostitutas y al lumpen cuando todos retrataban reyes) plantea qué sería de estos inmigrantes de haber nacido en otro lugar o circunstancias. Solo entonces la belleza de la imagen de Muhammad Ali pudo contar con sus puntadas cómo se negó tres veces a alistarse en el ejército de Estados Unidos, o como Rosa Parks se negó a levantarse de su asiento de autobús, o como en 1966 se formaron los Black Panthers y tres años después su versión femenina, que además de luchar como ellos repartía desayunos y cumplía con todas las funciones asociadas, aún ahora y por desgracia, a la mujer.


   Hoy, en sus bordados además de esta vertiente Black Power cargada de imágenes icónicas y fáciles de reconocer para lograr receptividad, hay otras dos familias más: los “Caprichos” o bordados de cabecero, que en un desliz dadaísta y surrealista juegan con la belleza y el sentido del humor para adornar nuestras camas con mensajes como “Cuenca, Animal o Escitalopram”; y por supuesto, “Poemas”, ilustrando con hilo las palabras de sus grandes amigos, la micropoetisa Ajo y el poeta más desconocido del mundo, Peru Saizprez.


   Todas las piezas de Lola son únicas, pues cada bordado le lleva meses. Desde que decide que quiere bordar algo hasta bordarlo, hay un largo proceso cargado de investigación que exprime para aprender, recordar y en especial, transmitir cierto legado a su hijo. El objetivo es entender bien el hecho y su contexto, empaparse de su esencia para sintetizar un mensaje sangrante de una Lola que lo borda y, claro está, no da puntada sin hilo...


                                              (De Lidia Martín, el 15 de noviembre de 2017)


Referencias útiles:
LOLA LO BORDA


¿CUÁNDO? El Jueves 16 de noviembre de 2017, a las 20h.


¿QUÉ? (1) Inauguración de la (2) exposiciónLola lo borda”, de Lola Beneyto.


¿DÓNDE? En Rughara (ver la ilustración)
Calle Corredera Alta de San Pablo, 1
28004 Madrid
910 703 797
M Tribunal
Horario:
- De Lunes a Sábado: de 11h a 20h30;
- Los Domingos: de 11h a 15h y de 16h a 19h.


¿CUÁNTO?
(1)
Entrada libre;
(2)
Bordados a partir de 50 euros.


Para seguir los pasos (re)creativos de LOLA LO BORDA, conéctate a su Instagram.


[Volver a Mi Petit Pinacoteca, Callejero o Blogosfera]

   En plena corriente de bordado reivindicativo en Estados Unidos, este acto, por contradictorio que pueda parecer, ha pasado de femenino a feminista en manos de creadores que buscan nuevas formas de expresión. Así lo siente Lola Beneyto, de 42 años, luchadora, polifacética, madre y sobre todo mujer, que -confiesa- nació ya feminista de una progenitora que le demostró que podía ser lo que quisiera y le tatuó a besos como única libertad, la de no depender de nadie. Con estos mensajes bien claros y una cuidada educación hacia lo estético, era solo cuestión de tiempo que Beneyto encontrara en el bordado un lenguaje íntimo que, en su caso, se aleja de lo puramente estético para gritar con hilo rojo lo que le remueve desde su querido barrio de Conde Duque, pero sobre todo, para hacer hogar, el leitmotiv de su existencia.


   Porque Lola (en la ilustración) es feliz haciendo más amable la vida a la gente y desde que empezó a bordar lo hizo para sacar sonrisas. Fue al irse de casa, con apenas 20 años y tras un pasado plagado de anuncios o presentaciones estrella en televisión en programas como “Ponte las pilas” (1991) junto a Dani Martín o Arancha de Benito, o “Los primeros de la primera” (1992). Recién independizada, Lola decidió usar aguja e hilo para tunear ropa que aún conserva, como una falda en la que se podía leer por detrás: “Anda, vente” o un bolso que rezaba “Si quieres, me voy contigo”. Buscaba así darle un poco de humor a un estilo ya entonces bastante sobrio, pero con toques que aún la distinguen como sus inseparables gafas de sol o sus eternos labios, ambos rojos a morir, como el hilo de sus bordados. Un color que para ella no es tanto pasión como vida, y con el que hace palpitar a sus protagonistas sobre un lino sin teñir hecho en España, como una Penélope confesa en espera de su Ulises, bordando de día y deshaciendo de noche. 


   Si el ajetreo de la juventud le llevó a abandonar su afición, decidió volver a usar sus manos cuando se estrenó como madre veinteañera y separada, y aprovechó las horas de sueño y tranquilidad que le regalaba su pequeño Nicolás (hoy de 14 años). Telas, fundas, almohadones o ropa, todo lo que se le pasaba por la cabeza acababa irremediablemente con la aguja clavada mientras se empapaba de libros de bordados antiguos y de la historia de un oficio perdido que le conectaba aún más con el mundo que a ella le interesaba: el hogar y la gente de la calle.


   A Lola siempre le ha interesado la artesanía como expresión artística, unas “artes menores” como la madera o la cerámica, que como oficios del pueblo expresaban para ella lo que las altas esferas lograban a través de la pintura, la arquitectura o la escultura. Fue esta atracción uno de los motivos por los que estudió Historia del Arte, aunque nunca completó el vació artístico existente sobre las formas de expresión del ciudadano real, del vecino de a pie o el transeúnte anónimo. Y así, por pura necesidad, regresó al bordado como salvación, envuelta ya en el halo estético de una familia dedicada al textil, inyectada de recuerdos entre libros y algodones, junto a una madre que fundó la tienda de decoración MCH de la calle Velázquez y le inculcó el gusto por las cosas bien hechas y por un concepto auténtico de hogar que metió hasta en la cocina, pues en aquellas horas muertas en las que Lola bordaba, también decidió probar a asar, freír y escalfar.


   Fueron sus mejores opciones para sacar rentabilidad a un tiempo casero impagable para una mujer separada y con un único sueldo para mantener a su hijo. Después de trabajar en varias cocinas profesionales, Beneyto decidió ofrecer su propio servicio de catering del que han comido poetas, escritores, artistas y amigos en eventos, bodas y encuentros de lo más variopintos. También se lanzó a crear unas especiales clases de cocina de postguerra, que bajo el título “Muslamen”, enseñaban a hacer la compra y a cocinar con lógica, con productos de temporada y aprovechando todo hasta el último suspiro. Otro pequeño placer en la querencia de Lola por cuidar, esta vez con mandil, a los demás.


   Y así pasó el tiempo, y Lola encontró una estabilidad con la que pudo por fin permitirse, no solo retomar los bordados, sino además tomárselos tan en serio como para recibir clases. Acabó en manos de Yolanda Andrés como profesora y confidente, un enganche que continúa activo y con el que esta reina del dedal quiere controlar la técnica para ser libre a la hora de contar. Y así, segura de sus puntadas, empezó por pura estética bordando a Muhammad Ali en pleno bombardeo mediático de imágenes de pateras, y Beneyto preocupada ante nuestra pasividad ante estas desgracias pasadas por agua, decidió seguir cosiendo pero ahora sí, para reivindicar.


   Así nació su bordado descontextualizado, una obra en la que al más puro estilo Toulouse-Lautrec (que encumbraba a prostitutas y al lumpen cuando todos retrataban reyes) plantea qué sería de estos inmigrantes de haber nacido en otro lugar o circunstancias. Solo entonces la belleza de la imagen de Muhammad Ali pudo contar con sus puntadas cómo se negó tres veces a alistarse en el ejército de Estados Unidos, o como Rosa Parks se negó a levantarse de su asiento de autobús, o como en 1966 se formaron los Black Panthers y tres años después su versión femenina, que además de luchar como ellos repartía desayunos y cumplía con todas las funciones asociadas, aún ahora y por desgracia, a la mujer.


   Hoy, en sus bordados además de esta vertiente Black Power cargada de imágenes icónicas y fáciles de reconocer para lograr receptividad, hay otras dos familias más: los “Caprichos” o bordados de cabecero, que en un desliz dadaísta y surrealista juegan con la belleza y el sentido del humor para adornar nuestras camas con mensajes como “Cuenca, Animal o Escitalopram”; y por supuesto, “Poemas”, ilustrando con hilo las palabras de sus grandes amigos, la micropoetisa Ajo y el poeta más desconocido del mundo, Peru Saizprez.


   Todas las piezas de Lola son únicas, pues cada bordado le lleva meses. Desde que decide que quiere bordar algo hasta bordarlo, hay un largo proceso cargado de investigación que exprime para aprender, recordar y en especial, transmitir cierto legado a su hijo. El objetivo es entender bien el hecho y su contexto, empaparse de su esencia para sintetizar un mensaje sangrante de una Lola que lo borda y, claro está, no da puntada sin hilo...


                                              (De Lidia Martín, el 15 de noviembre de 2017)


Referencias útiles:
LOLA LO BORDA


¿CUÁNDO? El Jueves 16 de noviembre de 2017, a las 20h.


¿QUÉ? (1) Inauguración de la (2) exposiciónLola lo borda”, de Lola Beneyto.


¿DÓNDE? En Rughara (ver la ilustración)
Calle Corredera Alta de San Pablo, 1
28004 Madrid
910 703 797
M Tribunal
Horario:
- De Lunes a Sábado: de 11h a 20h30;
- Los Domingos: de 11h a 15h y de 16h a 19h.


¿CUÁNTO?
(1)
Entrada libre;
(2)
Bordados a partir de 50 euros.


Para seguir los pasos (re)creativos de LOLA LO BORDA, conéctate a su Instagram.


[Volver a Mi Petit Pinacoteca, Callejero o Blogosfera]

Imagen

Mi PETiT VERANO...
...SiN AGENDA

¡Feliz Veraneo... sin agenda! 

[Leer más...]

Imagen

¡FELiZ ECLiPSE TOTAL DE LUNA LLENA
DE LOS TRUENOS!

La Luna, el único satélite natural de la Tierra, regula las mareas, ritma nuestra vida cotidiana y siempre nos enseña la misma cara...

[Leer más...]

Imagen

EL TROTAJUEVES
LiBROS, ViAJES Y POESíA

Basta una ojeada por la animada web de El Trotajueves para comprobar la feliz convivencia entre un espacio virtual colmado de planes...

[Leer más...]

Imagen

EL TROTAJUEVES
LiBROS, ViAJES Y POESíA

Basta una ojeada por la animada web de El Trotajueves para comprobar la feliz convivencia entre un espacio virtual colmado de planes...

[Leer más...]

Imagen

Mi PETiT ZODiACO:
LEO

Fruto del amor sin duda salvaje entre el repugnante Tifón -que se pasaba el día echando pestes y fuego por la boca cuando no estaba...

[Leer más...]

Imagen

Mi PETiT SEMANA
(Del 23 al 27 de julio de 2018)

Para saber lo que se cuece aquí y ahora, consulta Tu Petit Agenda de la Villa...

[Leer más...]

Imagen

OUKA LEELE
HAY QUE JUEGAR AL VACíO

Hoy, Ouka Leele presentará la primera de tres performances que desarrollará a lo largo del verano con el compositor Jerónimo Maesso en...

[Leer más...]

Imagen

GREMLiNS
UN CLÁSiCO NAViDEÑO EN VERANO

Durante los años 80, Hollywood produjo una serie de películas que combinaron el éxito de taquilla, el entretenimiento y la calidad cinematográfica...

[Leer más...]

Imagen

GREMLiNS
UN CLÁSiCO NAViDEÑO EN VERANO

Durante los años 80, Hollywood produjo una serie de películas que combinaron el éxito de taquilla, el entretenimiento y la calidad cinematográfica...

[Leer más...]

Imagen

EL LAGO DE LOS CiSNES
EN LOS MADRiLES

Con motivo de la presencia en la cartelera teatral madrileña de “El lago de los cisnes”, he aquí (Mi Petit) Diccionario que repasa diferentes...

[Leer más...]

Imagen

LA CABiNA DE ANTONiO MERCERO
(HAY ViDA EN MARTES)

A raíz de la muerte de Antonio Mercero (1936-2018) el pasado mes de mayo, se puso en marcha a través de change.org una petición...

[Leer más...]

Imagen

LA CABiNA DE ANTONiO MERCERO
(HAY ViDA EN MARTES)

A raíz de la muerte de Antonio Mercero (1936-2018) el pasado mes de mayo, se puso en marcha a través de change.org una petición...

[Leer más...]

Imagen

LA CABiNA DE ANTONiO MERCERO
(HAY ViDA EN MARTES)

A raíz de la muerte de Antonio Mercero (1936-2018) el pasado mes de mayo, se puso en marcha a través de change.org una petición...

[Leer más...]

Imagen

AUDREY HEPBURN
(CiBELES DE CiNE)

Icono indiscutible del siglo XX, Audrey Hepburn (1929-1993), gracias a su personalidad, belleza, elegancia y talento interpretativo...

[Leer más...]

Imagen

AUDREY HEPBURN
(CiBELES DE CiNE)

Icono indiscutible del siglo XX, Audrey Hepburn (1929-1993), gracias a su personalidad, belleza, elegancia y talento interpretativo... 

[Leer más...]

Imagen

Mi PETiT SEMANA
(Del 16 al 20 de julio de 2018)

Para saber lo que se cuece aquí y ahora, consulta Tu Petit Agenda de la Villa...

[Leer más...]

Imagen

DEBUSSY
(I CENTENARiO)

En 2018, se cumple el I Centenario del compositor francés, Claude Debussy, vinculado al movimiento impresionista y cuyas obras transformaron...

[Leer más...]

Imagen

DEBUSSY
(I CENTENARiO)

En 2018, se cumple el I Centenario del compositor francés, Claude Debussy, vinculado al movimiento impresionista y cuyas obras transformaron...

[Leer más...]

Imagen

LAS MENiNAS (MADRiD GALLERY)

Pintado al final de su carrera, “Las meninas” es la obra maestra de Diego Velázquez. Un cuadro que ha inspirado a artistas, escritores...

[Leer más...]

Imagen

CRÓNiCA SENTiMENTAL: SAN CRiSTÓBAL
EL SANTO “DESCANONiZADO”

Patrón de los viajeros a pie, en bici o en coche, cuya medalla, aún hoy, colgada del retrovisor, se balancea por encima del insuperable...

[Leer más...]

Imagen

Mi PETiT SEMANA
(Del 09 al 13 de julio de 2018)

Para saber lo que se cuece aquí y ahora, consulta Tu Petit Agenda de la Villa...

[Leer más...]

Imagen

2DECOLÓGiCO
CONSUMO RESPONSABLE Y COLABORATiVO

Ya desde su adolescencia, en el barrio de Aluche, Tomás Fuentes y José Antonio Villareal, hoy de 47 años, compartían las mismas inquietudes...

[Leer más...]

Imagen

Mi PETiT SEMANA
(Del 02 al 06 de julio de 2018)

Para saber lo que se cuece aquí y ahora, consulta Tu Petit Agenda de la Villa...

[Leer más...]

Imagen

¡FELiZ LUNA LLENA DE LA FRESA!

Conocida como “Luna llena de la Fresa” por coincidir con el período de cosecha de la fruta en forma de corazón, cuyo color evoca la pasión... 

[Leer más...]

Imagen

JEFF BECK
EL GUiTARRiSTA DE LOS GUiTARRiSTAS

Considerado uno de los mejores guitarristas de todos los tiempos y, sin duda, uno de los más influyentes, sigue, sin embargo, a la sombra...

[Leer más...]

Imagen

JEFF BECK
EL GUiTARRiSTA DE LOS GUiTARRiSTAS

Considerado uno de los mejores guitarristas de todos los tiempos y, sin duda, uno de los más influyentes, sigue, sin embargo, a la sombra...

[Leer más...]

Imagen

ANA CURRA
(MUJERES HECHAS DEL PUNK)

Es una de las estrellas indiscutibles de la música española. De formación clásica, ha explorado el pop, el punk, el after punk, el tecno...

[Leer más...]

Imagen

ANA CURRA
(MUJERES HECHAS DEL PUNK)

Es una de las estrellas indiscutibles de la música española. De formación clásica, ha explorado el pop, el punk, el after punk, el tecno...

[Leer más...]

Imagen

Mi PETiT SEMANA
(Del 25 al 29 de junio de 2018)

Para saber lo que se cuece aquí y ahora, consulta Tu Petit Agenda de la Villa...

[Leer más...]

Imagen

GEORGES MÉLiÈS
(CiNE EN EL RíO MANZANARES)

El pionero del cinematógrafo Georges Méliès (1861-1938) da nombre a un festival de cine organizado por adolescentes...

[Leer más...]

 Colaborador
 Patrocinador
 Patrocinador 2
 Anunciante Grande
Anunciante peq

Descarga la app Mi Petit Madrid en tu iPhone y en tu iPad
Suscríbete a mipetitMadrid y recibe las últimas noticias
Enviar a un amigo
Mi Petit Mail
Mi Petit Mail
Mi Petit Mail
Mi Petit Mail
Mi Petit Mail
Mi Petit Mail