Nuevas Ideas
Comer Beber

EL MADRiD DEL CELULOiDE (nº1):
LA GRAN VíA Y EL CiNE

EL MADRiD DEL CELULOiDE (nº1):
LA GRAN VíA Y EL CiNE

Imagen
Imagen

   Toda historia tiene un lugar. Y en Madrid se han contado muchas historias en muchos lugares. 


   Madrid es urbe y es vida. Madrid es monumentos, parques, palacios calles y jardines. Madrid es gente, bullicio, rapidez, descanso. Madrid es tantas y tantas cosas que cuesta centrarse solo en una, pero lo vamos a hacer, porque Madrid además de todo esto, también ha sido, es y seguirá siendo un plató natural de cine.


   Si dicen que Nueva York es la ciudad más fotogénica del mundo, los madrileños no tenemos que sentirnos ninguneados por el séptimo arte, ya que en nuestras ciudad también se han rodado películas de fama nacional e internacional. Este es un texto para descubrir parte del Madrid del celuloide y lo vamos a hacer comenzando por una de sus principales arterias: La Gran Vía.


   Inaugurada en 1910 por el Rey Alfonso XIII, la Gran Vía es una calle de tránsito, ajetreo, comunicación, difusión cultural y ocio. En este último punto es famosa por sus teatros convertidos más tarde en cines, para que después, muchos de ellos, hayan vuelto a ser teatros donde se han representado –y representan- musicales tan internacionales como “El Rey León” o “Los Miserables” y tan nuestros como “Hoy no me puedo levantar” o “El musical de los Hombre G”. De hecho, el tramo que recorre de la Plaza del Callao a la Plaza de España, es considerado el Broadway madrileño.


   La Gran Vía es visita obligada en los recorridos turísticos. No creo que haya un solo visitante de Madrid que no haya paseado por algún tramo de sus 1,3 kilómetros de longitud. Una distancia que ha sido, en muchos casos, pionera. Aquí se inauguró la primera línea de metro, las primeras cafeterías americanas, los primeros establecimientos de comida rápida de la ciudad, los primeros almacenes comerciales, el primer edificio con aire acondicionado, o el primer rascacielos de Europa: el Edificio Telefónica (1929. Gran Vía, 28) que, a día de hoy, con sus 89 metros, sigue siendo el más alto de la calle. Precisamente, Pedro Almodóvar comenzó su andadura laboral como administrativo en las oficinas de la compañía de telecomunicaciones de este edifico, que más tarde integraría en una escena de su premiadísima “Mujeres al Borde un Ataque de Nervios” (1988): Carmen Maura contempla el horizonte desde la terraza de su estupendo ático (localizado en la calle Montalbán) y entre el skyline que se admira, reconocemos el Edificio Telefónica, en el que años después, el director manchego volvería a rodar. En esta ocasión, Almodóvar da vida a una escena de su película “La Flor de Mi Secreto” (1995): Marisa Paredes se tumba derrotada en una cama de matrimonio que, en vez de cabecero, tiene un ventanal desde donde se contempla la inmensidad de la calle.


   Aquí, también se estrenan y estrenaron la gran mayoría de películas de la cartelara, y como acabamos de demostrar algunas de las cuales hasta han usado la calle como localización.


   Por ejemplo, Abre los ojos (Alejandro Amenábar. 1997). Aunque Amenábar nació en Santiago de Chile, adora y vive (cerca del Parque del Oeste, por cierto) la capital de España. Durante una época era muy común encontrárselo en el café Pepe Botella (Plaza del dos de mayo, Malasaña) rehaciendo sus guiones o de tertulia con amigos como Mateo Gil. Quizás uno de esos guiones fuese el de Abre los Ojos. Alejandro sabe que Madrid es el mejor de los platós y lo usa magistralmente para trasladarnos la angustia de Eduardo Noriega en una de las escenas más famosas de la historia del cine español: En plena hora punta, la calle Gran Vía está desierta.


   Eduardo Noriega se despierta solo en su maravilloso apartamento, mientras los espectadores escuchamos como la sugerente voz de Nawja Nimri le susurra una y otra vez “Abre los ojos, abre los ojos, abre…”  Nuestro protagonista se levanta, se ducha, se mira al espejo y se marcha. Conduciendo su descapotable escarabajo blanco sale del garaje. A medida que recorre las calles adyacentes a su casa, se da cuenta de que no hay nadie en la ciudad. Mira el reloj. Es pronto. Son las 10 de la mañana. Para el coche y se baja. La cámara enmarca poco más que un primer plano: el desconcierto en la expresión del personaje. Eduardo camina y la cámara lo acompaña. Abre plano. Estamos en la calle Gran Vía, la calle que nunca duerme, salvo en esta ocasión, que está desierta. Eduardo Noriega se echa a correr y la mirada del director nos fuerza a sentirnos tan pequeños como su personaje cuando, con un movimiento de grúa, la cámara va subiendo y nos enseña, sin pudor: el vacío.


   La escena tuvo que rodarse a primerísima hora de la mañana. A pesar de que se cortaron las calles adyacentes y de que había personal de producción dedicado en exclusiva a vigilar que nadie se asomase a los balcones o pasase a las zonas de rodaje, hubo que repetir varias veces la toma. Con todo y con eso, si os fijáis muy bien, cuando el plano está abierto, en la parte derecha de la imagen se puede apreciar la figura de un señor asomado al balcón del segundo piso.


   Quizás el abuelo de ese mismo señor estuviese mirando por el balcón cuando en los felices años 20 la calle comenzó a declararle su amor al “Séptimo Arte”. En esa década se abrieron salas tan emblemáticas como el Palacio de la Música, Callao y el Avenida. A lo mejor ese abuelo se casó en la Iglesia del Real Oratorio de Caballero de Gracia (Gran Via, 28), única Iglesia con puerta a la calle Gran Vía, construida en 1654 por iniciativa de la congregación de Esclavos del Santísimo Sacramento. Y quizás, ya casado, volviese a asomarse al balcón, junto a su esposa para ver cómo en la década de los 30 se ampliaba la lista de espacios dedicados a la cultura con el teatro Coliseum o el Rialto (después cines y ahora, de nuevo, teatros), el cine Actualidades, ya desaparecido, o el cine Capítol. Mención especial merece este último, todavía en funcionamiento, integrado en el mítico Edificio Carrión.


   Estoy segura de que cuando los arquitectos Luis Martínez- Feduchi Ruiz y Vicente Eced y Eced proyectaron las 14 plantas del Edificio Carrión en estilo art-decó, jamás se imaginaron que en su fachada se colocaría uno de los luminosos más famosos del España: el de los refrescos Schweppes. Y mucho menos pensarían que, a mediados de los 90, los tres protagonistas de “El Día de la Bestia” (Alex de la Iglesia. 1995) iban a terminar colgando de él, en una célebre escena de la película. Para saciar vuestra curiosidad, os contaré que detrás del archiconocido anuncio -formado por 104 neones- hay dos habitaciones del Hotel Vincci Capitol. La habitación 1002 (planta 10) y la 1102 (planta 11) decoradas con una cama redonda como las chapas del conocido refresco y con una moqueta llena de burbujas y algunas de sus paredes pintadas de amarillo limón, en homenaje al refresco.


   A estas alturas, el abuelo y la abuela del señor que miraba por el balcón durante el rodaje de la escena de “Abre los Ojos” deben de estar pensando en que les dejemos en paz, porque se quieren ir a echar la siesta. ¡Qué ya han visto muchas cosas! Así que, les vamos a dejar descansar.


PD nº1: En la década de los 50 la calle Gran Vía fue testigo y escenario del rodaje de películas como “El último caballo” (Edgar Neville. 1950) con unos jovencísimos Fernando Fernán Gómez y Conchita Montes, “Aeropuerto” (Luis Lucía. 1953) protagonizada por Fernán Gómez (otra vez, sí) y Margarita Andrey; las maravillosa y muy recomendable comedia “Manolo, Guardia Urbano” (Rafael J. Salvia. 1956) con Manolo Morán y Tony Leblanc; y una película que ya se ha convertido en leyenda: “Las Chicas de la Cruz Roja” (Rafael J. Salvia. 1958) con Tony Leblanc y una estupenda Conchita Velasco que recorría feliz la calle Gran Vía subida al respaldo del asiento de atrás de un descapotable.


PD nº2: No sólo cine nacional se ha grabado en esa concurrida calle. Parte del rodaje de la película “El Ultimatum de Bourne” (Paul Greengrass. 2007) se desarrollaba en la Calle Vírgen de los Peligros - vía de unión en la calle Alcalá y la Gran Vía-, donde Matt Damon daba vida, por tercera vez, a un agente secreto.


PD nº3: Pedro Almodóvar volvió a rodar en la calle Gran Vía. En “Los abrazos rotos” (2009) el personaje de Blanca Portillo se deja envolver por el sabor los gin tonics que se preparan desde hace años en el bar Chicote (Gran Vía, 12), toda una institución hostelera madrileña, en la que han flirteado desde Ava Garner a Alaska y Mario Vaquerizo, pasando por Manolete o Hemingway.


                                               [De Noemí Z., el 20 de noviembre de 2013]


Referencias útiles:
CiCLO “CiNE Y ARQUiTECTURA. PRESENTES iMPERFECTOS”


¿CUÁNDO? Los Miércoles 20 de noviembre, 04 y 18 de diciembre de 2013, a las 18h.


¿QUÉ? “El ciclo "Cine y arquitectura. Presentes imperfectos", coordinado por David Rivera Gámez, editor de la revista especializada Teatro Marittimo, pretende reflejar las principales tendencias culturales del siglo XX y su posible incidencia en la obra de los diversos arquitectos”:
- (1) Mx 20: La arquitectura de la sociedad de consumo con la película “La Fuga de Logan” (1976), de Michael Anderson.


- (2) Mx 04: Arquitectura y Circulación con la película “Traffic” (1970), de Jacques Tatie.


- (3) Mx 18: Los dilemas del arquitecto moderno con la película “My Architect” (2003), de Nathaniel Kahn.


¿DÓNDE? 3 sedes:
(1) En el Salón de Actos (Planta 0) de la BiBLiOTECA NACiONAL DE ESPAÑA
Paseo de Recoletos, 20-22
28001 Madrid
915 807 800
M Colón / Serrano (L4)
Bus: 1, 5, 9, 14, 21, 27, 37, 45, 51, 53, 74, 150


(2) En la ETSAM
Avenida de Juan de Herrera, 4
28040 Madrid
913 366 501
M Ciudad Universitaria


(3) En el COAM
Calle de Hortaleza, 63
28004 Madrid
915 951 510
M Tribunal


PD nº4: Para conocer la Historia de la Gran Vía que celebró su primer centenario en 2010 (cuyo logo ilustra nuestro post de hoy), conéctate a la web de MEMORiA DE MADRiD (también en Facebook).


[Volver a Mi Petit Filmoteca o Blogosfera]

   Toda historia tiene un lugar. Y en Madrid se han contado muchas historias en muchos lugares. 


   Madrid es urbe y es vida. Madrid es monumentos, parques, palacios calles y jardines. Madrid es gente, bullicio, rapidez, descanso. Madrid es tantas y tantas cosas que cuesta centrarse solo en una, pero lo vamos a hacer, porque Madrid además de todo esto, también ha sido, es y seguirá siendo un plató natural de cine.


   Si dicen que Nueva York es la ciudad más fotogénica del mundo, los madrileños no tenemos que sentirnos ninguneados por el séptimo arte, ya que en nuestras ciudad también se han rodado películas de fama nacional e internacional. Este es un texto para descubrir parte del Madrid del celuloide y lo vamos a hacer comenzando por una de sus principales arterias: La Gran Vía.


   Inaugurada en 1910 por el Rey Alfonso XIII, la Gran Vía es una calle de tránsito, ajetreo, comunicación, difusión cultural y ocio. En este último punto es famosa por sus teatros convertidos más tarde en cines, para que después, muchos de ellos, hayan vuelto a ser teatros donde se han representado –y representan- musicales tan internacionales como “El Rey León” o “Los Miserables” y tan nuestros como “Hoy no me puedo levantar” o “El musical de los Hombre G”. De hecho, el tramo que recorre de la Plaza del Callao a la Plaza de España, es considerado el Broadway madrileño.


   La Gran Vía es visita obligada en los recorridos turísticos. No creo que haya un solo visitante de Madrid que no haya paseado por algún tramo de sus 1,3 kilómetros de longitud. Una distancia que ha sido, en muchos casos, pionera. Aquí se inauguró la primera línea de metro, las primeras cafeterías americanas, los primeros establecimientos de comida rápida de la ciudad, los primeros almacenes comerciales, el primer edificio con aire acondicionado, o el primer rascacielos de Europa: el Edificio Telefónica (1929. Gran Vía, 28) que, a día de hoy, con sus 89 metros, sigue siendo el más alto de la calle. Precisamente, Pedro Almodóvar comenzó su andadura laboral como administrativo en las oficinas de la compañía de telecomunicaciones de este edifico, que más tarde integraría en una escena de su premiadísima “Mujeres al Borde un Ataque de Nervios” (1988): Carmen Maura contempla el horizonte desde la terraza de su estupendo ático (localizado en la calle Montalbán) y entre el skyline que se admira, reconocemos el Edificio Telefónica, en el que años después, el director manchego volvería a rodar. En esta ocasión, Almodóvar da vida a una escena de su película “La Flor de Mi Secreto” (1995): Marisa Paredes se tumba derrotada en una cama de matrimonio que, en vez de cabecero, tiene un ventanal desde donde se contempla la inmensidad de la calle.


   Aquí, también se estrenan y estrenaron la gran mayoría de películas de la cartelara, y como acabamos de demostrar algunas de las cuales hasta han usado la calle como localización.


   Por ejemplo, Abre los ojos (Alejandro Amenábar. 1997). Aunque Amenábar nació en Santiago de Chile, adora y vive (cerca del Parque del Oeste, por cierto) la capital de España. Durante una época era muy común encontrárselo en el café Pepe Botella (Plaza del dos de mayo, Malasaña) rehaciendo sus guiones o de tertulia con amigos como Mateo Gil. Quizás uno de esos guiones fuese el de Abre los Ojos. Alejandro sabe que Madrid es el mejor de los platós y lo usa magistralmente para trasladarnos la angustia de Eduardo Noriega en una de las escenas más famosas de la historia del cine español: En plena hora punta, la calle Gran Vía está desierta.


   Eduardo Noriega se despierta solo en su maravilloso apartamento, mientras los espectadores escuchamos como la sugerente voz de Nawja Nimri le susurra una y otra vez “Abre los ojos, abre los ojos, abre…”  Nuestro protagonista se levanta, se ducha, se mira al espejo y se marcha. Conduciendo su descapotable escarabajo blanco sale del garaje. A medida que recorre las calles adyacentes a su casa, se da cuenta de que no hay nadie en la ciudad. Mira el reloj. Es pronto. Son las 10 de la mañana. Para el coche y se baja. La cámara enmarca poco más que un primer plano: el desconcierto en la expresión del personaje. Eduardo camina y la cámara lo acompaña. Abre plano. Estamos en la calle Gran Vía, la calle que nunca duerme, salvo en esta ocasión, que está desierta. Eduardo Noriega se echa a correr y la mirada del director nos fuerza a sentirnos tan pequeños como su personaje cuando, con un movimiento de grúa, la cámara va subiendo y nos enseña, sin pudor: el vacío.


   La escena tuvo que rodarse a primerísima hora de la mañana. A pesar de que se cortaron las calles adyacentes y de que había personal de producción dedicado en exclusiva a vigilar que nadie se asomase a los balcones o pasase a las zonas de rodaje, hubo que repetir varias veces la toma. Con todo y con eso, si os fijáis muy bien, cuando el plano está abierto, en la parte derecha de la imagen se puede apreciar la figura de un señor asomado al balcón del segundo piso.


   Quizás el abuelo de ese mismo señor estuviese mirando por el balcón cuando en los felices años 20 la calle comenzó a declararle su amor al “Séptimo Arte”. En esa década se abrieron salas tan emblemáticas como el Palacio de la Música, Callao y el Avenida. A lo mejor ese abuelo se casó en la Iglesia del Real Oratorio de Caballero de Gracia (Gran Via, 28), única Iglesia con puerta a la calle Gran Vía, construida en 1654 por iniciativa de la congregación de Esclavos del Santísimo Sacramento. Y quizás, ya casado, volviese a asomarse al balcón, junto a su esposa para ver cómo en la década de los 30 se ampliaba la lista de espacios dedicados a la cultura con el teatro Coliseum o el Rialto (después cines y ahora, de nuevo, teatros), el cine Actualidades, ya desaparecido, o el cine Capítol. Mención especial merece este último, todavía en funcionamiento, integrado en el mítico Edificio Carrión.


   Estoy segura de que cuando los arquitectos Luis Martínez- Feduchi Ruiz y Vicente Eced y Eced proyectaron las 14 plantas del Edificio Carrión en estilo art-decó, jamás se imaginaron que en su fachada se colocaría uno de los luminosos más famosos del España: el de los refrescos Schweppes. Y mucho menos pensarían que, a mediados de los 90, los tres protagonistas de “El Día de la Bestia” (Alex de la Iglesia. 1995) iban a terminar colgando de él, en una célebre escena de la película. Para saciar vuestra curiosidad, os contaré que detrás del archiconocido anuncio -formado por 104 neones- hay dos habitaciones del Hotel Vincci Capitol. La habitación 1002 (planta 10) y la 1102 (planta 11) decoradas con una cama redonda como las chapas del conocido refresco y con una moqueta llena de burbujas y algunas de sus paredes pintadas de amarillo limón, en homenaje al refresco.


   A estas alturas, el abuelo y la abuela del señor que miraba por el balcón durante el rodaje de la escena de “Abre los Ojos” deben de estar pensando en que les dejemos en paz, porque se quieren ir a echar la siesta. ¡Qué ya han visto muchas cosas! Así que, les vamos a dejar descansar.


PD nº1: En la década de los 50 la calle Gran Vía fue testigo y escenario del rodaje de películas como “El último caballo” (Edgar Neville. 1950) con unos jovencísimos Fernando Fernán Gómez y Conchita Montes, “Aeropuerto” (Luis Lucía. 1953) protagonizada por Fernán Gómez (otra vez, sí) y Margarita Andrey; las maravillosa y muy recomendable comedia “Manolo, Guardia Urbano” (Rafael J. Salvia. 1956) con Manolo Morán y Tony Leblanc; y una película que ya se ha convertido en leyenda: “Las Chicas de la Cruz Roja” (Rafael J. Salvia. 1958) con Tony Leblanc y una estupenda Conchita Velasco que recorría feliz la calle Gran Vía subida al respaldo del asiento de atrás de un descapotable.


PD nº2: No sólo cine nacional se ha grabado en esa concurrida calle. Parte del rodaje de la película “El Ultimatum de Bourne” (Paul Greengrass. 2007) se desarrollaba en la Calle Vírgen de los Peligros - vía de unión en la calle Alcalá y la Gran Vía-, donde Matt Damon daba vida, por tercera vez, a un agente secreto.


PD nº3: Pedro Almodóvar volvió a rodar en la calle Gran Vía. En “Los abrazos rotos” (2009) el personaje de Blanca Portillo se deja envolver por el sabor los gin tonics que se preparan desde hace años en el bar Chicote (Gran Vía, 12), toda una institución hostelera madrileña, en la que han flirteado desde Ava Garner a Alaska y Mario Vaquerizo, pasando por Manolete o Hemingway.


                                               [De Noemí Z., el 20 de noviembre de 2013]


Referencias útiles:
CiCLO “CiNE Y ARQUiTECTURA. PRESENTES iMPERFECTOS”


¿CUÁNDO? Los Miércoles 20 de noviembre, 04 y 18 de diciembre de 2013, a las 18h.


¿QUÉ? “El ciclo "Cine y arquitectura. Presentes imperfectos", coordinado por David Rivera Gámez, editor de la revista especializada Teatro Marittimo, pretende reflejar las principales tendencias culturales del siglo XX y su posible incidencia en la obra de los diversos arquitectos”:
- (1) Mx 20: La arquitectura de la sociedad de consumo con la película “La Fuga de Logan” (1976), de Michael Anderson.


- (2) Mx 04: Arquitectura y Circulación con la película “Traffic” (1970), de Jacques Tatie.


- (3) Mx 18: Los dilemas del arquitecto moderno con la película “My Architect” (2003), de Nathaniel Kahn.


¿DÓNDE? 3 sedes:
(1) En el Salón de Actos (Planta 0) de la BiBLiOTECA NACiONAL DE ESPAÑA
Paseo de Recoletos, 20-22
28001 Madrid
915 807 800
M Colón / Serrano (L4)
Bus: 1, 5, 9, 14, 21, 27, 37, 45, 51, 53, 74, 150


(2) En la ETSAM
Avenida de Juan de Herrera, 4
28040 Madrid
913 366 501
M Ciudad Universitaria


(3) En el COAM
Calle de Hortaleza, 63
28004 Madrid
915 951 510
M Tribunal


PD nº4: Para conocer la Historia de la Gran Vía que celebró su primer centenario en 2010 (cuyo logo ilustra nuestro post de hoy), conéctate a la web de MEMORiA DE MADRiD (también en Facebook).


[Volver a Mi Petit Filmoteca o Blogosfera]

Imagen

DETRÁS DE LA FACHADA

Descubre los secretos mejor guardados que se esconden detrás de las fachadas madrileñas...

[Leer más...]

Imagen

2018

(Mi Petit) Homenaje a...  

[Leer más...]

Imagen

Mi PETiT AGENDA
(14, 15 y 16 de septiembre de 2018)

Para saber lo que se cuece en la capital este fin de semana, consulta Mi Petit Agenda de Tu Petit Madrid...

[Leer más...]

Imagen

Mi PETiT VERANO...
...SiN AGENDA

¡Feliz Veraneo... sin agenda! 

[Leer más...]

Imagen

CECiL BEATON
(MiTOS DEL SiGLO XX)

Igual que no se entiende el siglo XIX sin los pintores impresionistas, es imposible concebir el siglo XX sin las imágenes de Robert Capa...

[Leer más...]

Imagen

CECiL BEATON
(MiTOS DEL SiGLO XX)

Igual que no se entiende el siglo XIX sin los pintores impresionistas, es imposible concebir el siglo XX sin las imágenes de Robert Capa... 

[Leer más...]

Imagen

¡FELiZ ECLiPSE TOTAL DE LUNA LLENA
DE LOS TRUENOS!

La Luna, el único satélite natural de la Tierra, regula las mareas, ritma nuestra vida cotidiana y siempre nos enseña la misma cara...

[Leer más...]

Imagen

Mi PETiT AGENDA
(27, 28 y 29 de julio de 2018)

Para saber lo que se cuece en la capital este fin de semana, consulta Mi Petit Agenda de Tu Petit Madrid...

[Leer más...]

Imagen

SALVADOR DALí
(REVOLUCiONARiOS DEL XX)

La historia del siglo XX no sería la misma sin Salvador Dalí. Además de faltar cuadros, joyas y esculturas representativas del movimiento surrealista...

[Leer más...]

Imagen

SALVADOR DALí
(REVOLUCiONARiOS DEL XX)

La historia del siglo XX no sería la misma sin Salvador Dalí. Además de faltar cuadros, joyas y esculturas representativas del movimiento surrealista... 

[Leer más...]

Imagen

EL TROTAJUEVES
LiBROS, ViAJES Y POESíA

Basta una ojeada por la animada web de El Trotajueves para comprobar la feliz convivencia entre un espacio virtual colmado de planes... 

[Leer más...]

Imagen

Mi PETiT ZODiACO:
LEO

Fruto del amor sin duda salvaje entre el repugnante Tifón -que se pasaba el día echando pestes y fuego por la boca cuando no estaba...

[Leer más...]

Imagen

OUKA LEELE
HAY QUE JUEGAR AL VACíO

Hoy, Ouka Leele presentará la primera de tres performances que desarrollará a lo largo del verano con el compositor Jerónimo Maesso en...

[Leer más...]

Imagen

OUKA LEELE
HAY QUE JUEGAR AL VACíO

Hoy, Ouka Leele presentará la primera de tres performances que desarrollará a lo largo del verano con el compositor Jerónimo Maesso en... 

[Leer más...]

Imagen

GREMLiNS
UN CLÁSiCO NAViDEÑO EN VERANO

Durante los años 80, Hollywood produjo una serie de películas que combinaron el éxito de taquilla, el entretenimiento y la calidad cinematográfica...

[Leer más...]

Imagen

Mi PETiT AGENDA
(20, 21 y 22 de julio de 2018)

Para saber lo que se cuece en la capital este fin de semana, consulta Mi Petit Agenda de Tu Petit Madrid...

[Leer más...]

Imagen

EL LAGO DE LOS CiSNES
EN LOS MADRiLES

Con motivo de la presencia en la cartelera teatral madrileña de “El lago de los cisnes”, he aquí (Mi Petit) Diccionario que repasa diferentes...

[Leer más...]

Imagen

EL LAGO DE LOS CiSNES
EN LOS MADRiLES

Con motivo de la presencia en la cartelera teatral madrileña de “El lago de los cisnes”, he aquí (Mi Petit) Diccionario que repasa diferentes...

[Leer más...]

Imagen

EL LAGO DE LOS CiSNES
EN LOS MADRiLES

Con motivo de la presencia en la cartelera teatral madrileña de “El lago de los cisnes”, he aquí (Mi Petit) Diccionario que repasa diferentes... 

[Leer más...]

Imagen

PROSTíBULO POÉTiCO
RECiTAR ES SEXY

El verso se hizo carne, o viceversa. En Prostíbulo Poético, se ofrenda sensualidad, placer y excitación a cambio de dinero, pero el trueque...

[Leer más...]

Imagen

PROSTíBULO POÉTiCO
RECiTAR ES SEXY

El verso se hizo carne, o viceversa. En Prostíbulo Poético, se ofrenda sensualidad, placer y excitación a cambio de dinero, pero el trueque...

[Leer más...]

Imagen

DEBUSSY
(I CENTENARiO)

En 2018, se cumple el I Centenario del compositor francés, Claude Debussy, vinculado al movimiento impresionista y cuyas obras transformaron...

[Leer más...]

Imagen

DEBUSSY
(I CENTENARiO)

En 2018, se cumple el I Centenario del compositor francés, Claude Debussy, vinculado al movimiento impresionista y cuyas obras transformaron...

[Leer más...]

Imagen

DEBUSSY
(I CENTENARiO)

En 2018, se cumple el I Centenario del compositor francés, Claude Debussy, vinculado al movimiento impresionista y cuyas obras transformaron...

[Leer más...]

Imagen

Mi PETiT AGENDA
(13, 14 y 15 de julio de 2018)

Para saber lo que se cuece en la capital este fin de semana, consulta Mi Petit Agenda de Tu Petit Madrid...

[Leer más...]

Imagen

RAFAEL DE LA HOZ (ARDERiUS)
(MAESTROS MODERNOS EN EL COAM)

Hoy, Martes 10 de julio de 2018, el Colegio Oficial de Arquitectos de Madrid dedicará, dentro de su ciclo Maestros Modernos, una conferencia...

[Leer más...]

Imagen

RAFAEL DE LA HOZ (ARDERiUS)
(MAESTROS MODERNOS EN EL COAM)

Hoy, Martes 10 de julio de 2018, el Colegio Oficial de Arquitectos de Madrid dedicará, dentro de su ciclo Maestros Modernos, una conferencia... 

[Leer más...]

Imagen

LAS MENiNAS (MADRiD GALLERY)

Pintado al final de su carrera, “Las meninas” es la obra maestra de Diego Velázquez. Un cuadro que ha inspirado a artistas, escritores...

[Leer más...]

Imagen

LAS MENiNAS (MADRiD GALLERY)

Pintado al final de su carrera, “Las meninas” es la obra maestra de Diego Velázquez. Un cuadro que ha inspirado a artistas, escritores... 

[Leer más...]

Imagen

Mi PETiT AGENDA
(06, 07 y 08 de julio de 2018)

Para saber lo que se cuece en la capital este fin de semana, consulta Mi Petit Agenda de Tu Petit Madrid...

[Leer más...]

 Colaborador
 Patrocinador
 Patrocinador 2
 Anunciante Grande
Anunciante peq

Descarga la app Mi Petit Madrid en tu iPhone y en tu iPad
Suscríbete a mipetitMadrid y recibe las últimas noticias
Enviar a un amigo
Mi Petit Mail
Mi Petit Mail
Mi Petit Mail
Mi Petit Mail
Mi Petit Mail
Mi Petit Mail
Mi Petit Mail
Mi Petit Mail
Mi Petit Mail