Nuevas Ideas
Comer Beber

Mi PETiT BARRiO (nº27):
MUSEO CHiCOTE

Mi PETiT BARRiO (nº27):
MUSEO CHiCOTE

Imagen
Imagen

   Dicen que no conoces Madrid si no has estado en Chicote... Y lo cierto es que pocos bares pueden presumir de ser mencionados en un chotis y de haber practicado el afterwork mucho antes de que tuviera nombre. Punto de encuentro del glamour de Hollywood, la aristocracia, la intelectualidad del momento, la bohemia y los noctámbulos más canallas a lo largo de ocho décadas, el mítico local de la emblemática Gran Vía se reinventa de la mano del Grupo Mercado de la Reina, con un nuevo cóctel de ingredientes infalibles: clubbing, Dj’s, fancy tapas “deluxe” y brunch, que se degustan con combinados y eventos culturales.


   Huérfano de padre, en una familia de origen humilde, Perico Chicote Serrano (1899-1977) empezó a trabajar con tan solo 8 años, sirviendo cazalla y aguardiente en una taberna del Mercado de los Mostenses. Pero, gracias a su don de gentes, pasó de mozo a jefe de cantinas en la primera fábrica Mahou (de la calle Amaniel) y de camarero en el Hotel Ritz, en 1916, y a barman en el Hotel Savoy, en casinos y en bares del momento como el Cook o el Pidoux, donde aprendió todos los secretos del negocio. Pero él, tenía un sueño. Había viajado a EE.UU. en plena Ley Seca y había visto cómo era un bar americano. Y, el mismo año en el que se proclamó la Segunda República, abría las ahora famosas puertas giratorias del entonces llamado Bar Chicote, en la Gran Vía (o, mejor dicho, en al Avenida del Conde de Peñalver en aquella época), sin poder imaginar que se convertiría en el templo nacional de la coctelería, reclamo turístico de la Villa y lugar de encuentro de los personajes más importantes de la política y la cultura.


   Aunque Chicote simpatizaba con la monarquía, la marcha de Alfonso XIII y la llegada de la República no supuso un problema para su negocio. ¿Prueba de ello? Julián Besteiro, el presidente del PSOE, le encomendó la explotación del bar del Congreso de los Diputados en 1934, encargo que se prolongó hasta la Transición sin interrupción ya que, cuando estalló la Guerra (in)Civil, el barman se las arregló para que todo siguiera en orden (algo nada fácil con uno tiene 40 trabajadores en nómina). Gracias a su licencia de importación, el champán y el coñac franceses, el whisky escocés y el mejor Oporto -carísimos, por supuesto- animaron las  noches madrileñas mermando las carteras de la clientela que, eso sí, se iba contentilla a casa.


   Por sus mesas, han pasado políticos de todo pelaje (desde Eisenhower a Primo de Rivera pasando por La Pasionaria) a lo más granado del Hollywood de la época y la intelectualidad mundial como Rainiero de Mónaco, Grace Kelly, Sofía Loren, Jacinto Benavente, Dalí, Cela, Ortega y Gasset, Rita Hayworth, Gregory Peck, Frank Sinatra, Ava Gardner o Hemingway, que inspiraron algunos de los cócteles que aún hoy se sirven. 


   Resumiendo, el glamour del momento estaba en Chicote. No en vano fue vecino durante muchos años de la casa de costura Balenciaga (Gran Vía, 9), justo en la acera de enfrente. Igual servía a un presidente como preparaba el cóctel de moda a cualquiera de las mujeres de la alta sociedad, que se vestía en los salones del modisto español de renombre internacional, el único que fue capaz de motivar que Coco Chanel profiriera un halago hacia el trabajo de uno de sus competidores.


   Lo del Museo Chicote llegó más tarde. Perico empezó a coleccionar botellas curiosas a partir de 1917, cuando el embajador de Brasil regaló a todos los empleados del Ritz una exótica cachaça. Con paciencia y esmero, fue recopilando ejemplares como un vodka de la bodega de un zar ruso, alcoholes que habían degustado Napoleón y Josefina Bonaparte, estrellas de Hollywood y hasta el primer hombre en pisar la luna. Se dice que llegó a reunir 20.000 botellas y, en 1940, decidió exponerlas en el sótano de su bar.


   Su colección significaba tanto para él que se negó a regalar una botella de la que se había encaprichado la bella Sofía Loren y declinó la jugosa oferta de 30 millones de pesetas procedente del magnate Aristóteles Onassis. Solo hizo una excepción, con el doctor Fleming, el descubridor de la penicilina, a quien le regaló un whisky que no había vuelto a probar desde su época de estudiante. Cuando Chicote murió en 1977, su valioso tesoro pasó por varias manos, hasta que Rumasa se hizo con ella pero, tras la expropiación del holding de Ruiz Mateos, salió a subasta y fue comprada por un particular en 1983, por mucho menos de su valor. Estuvo un tiempo desaparecida hasta que fue encontrada en una nave en Las Rozas (Madrid).


   En cuanto a la decoración del local, poco ha cambiado en sus muchos años de existencia: un regusto art deco y muebles deliberadamente retro respetan el legado del local, y fotografías de sus clientes habituales de hoy y de antaño sonríen desde las paredes. El verdadero cambio llega a las 23 horas, cuando se baja la luz y el hilo musical es sustituido por un Dj que pincha en directo; y, los domingos, se riza el rizo con el brunch, amenizado por Bimba Bosé, Mario Vaquerizo, David Delfín o Alaska (como hoy, Domingo 07 de diciembre de 2014).


   Finalmente, el Fancy Club Dinning es la nueva opción gastronómica nocturna de la coctelería más antigua de España, en la que los platos parecen estar pensados para compartir y nada ha quedado al azar: “Queríamos que fueran pocas cosas, pero muy elegidas. Sobre todo se trata de poder cenar, tomando cócteles, porque esa es nuestra esencia”, señala Alexis Rojas, relaciones públicas de Museo Chicote, para explicar el porqué de la reducida carta. De hecho, el sumiller del Chicote te preguntará por tu elección gastronómica para poder recomendarte el combinado que mejor marida en sabores con tu plato.


   Hoy en día, Almodóvar, Amaya Arzuaga, Alaska y Mario, María Esteve, Leonor Watling, Paz Vega, Boris Izaguirre, Rafael Amargo, Alejandro Amenábar o el recién llegado Jesús Castro se sientan en las mesas del Museo Chicote con la misma filosofía de antaño: para chicotear, verbo acuñado para expresar el acto de beber, charlar y escuchar buena música entre amigos, en plena Gran Vía madrileña, y, si apetece, compartirlo en las redes con el hashtag #chicoteando. Entonces, ¡feliz chicoteo!


PD nº1: En uno de sus muchos viajes en busca de botellas para su colección, Perico Chicote conoció a Agustín Lara, el (supuesto desde 2010) compositor del célebre chotis Madrid, Madrid, Madrid, en el que aparece el Chicote, y que hoy forma parte de la historia más castiza de la ciudad.


PD nº2: Hoy, Domingo 07 de diciembre de 2014, a partir de las 17h, la reina de la cabina, Alaska, pinchará en “Los Domingos son otra cosas” del Museo Chicote.


                          (De Abigail Campos, el 07 de diciembre de 2014)


Referencias útiles:
MUSEO CHiCOTE

Calle de la Gran Vía, 12
28013 Madrid
915 326 737
M Gran Vía / Banco de España


Horario:
- De Martes a Jueves: de 17h hasta las 3h de la madrugada;
- Los Viernes y Sábados: de 17h hasta las 3h30 de la madrugada;
- Los Domingos: de 13h a 22h.


Para seguir los pasos (re)creativos de MUSEO CHiCOTE, conéctate a su web, su Facebook y su Twitter.

[Volver a Mi Petit Gourmet, Discoteca, Callejero o Blogosfera]

   Dicen que no conoces Madrid si no has estado en Chicote... Y lo cierto es que pocos bares pueden presumir de ser mencionados en un chotis y de haber practicado el afterwork mucho antes de que tuviera nombre. Punto de encuentro del glamour de Hollywood, la aristocracia, la intelectualidad del momento, la bohemia y los noctámbulos más canallas a lo largo de ocho décadas, el mítico local de la emblemática Gran Vía se reinventa de la mano del Grupo Mercado de la Reina, con un nuevo cóctel de ingredientes infalibles: clubbing, Dj’s, fancy tapas “deluxe” y brunch, que se degustan con combinados y eventos culturales.


   Huérfano de padre, en una familia de origen humilde, Perico Chicote Serrano (1899-1977) empezó a trabajar con tan solo 8 años, sirviendo cazalla y aguardiente en una taberna del Mercado de los Mostenses. Pero, gracias a su don de gentes, pasó de mozo a jefe de cantinas en la primera fábrica Mahou (de la calle Amaniel) y de camarero en el Hotel Ritz, en 1916, y a barman en el Hotel Savoy, en casinos y en bares del momento como el Cook o el Pidoux, donde aprendió todos los secretos del negocio. Pero él, tenía un sueño. Había viajado a EE.UU. en plena Ley Seca y había visto cómo era un bar americano. Y, el mismo año en el que se proclamó la Segunda República, abría las ahora famosas puertas giratorias del entonces llamado Bar Chicote, en la Gran Vía (o, mejor dicho, en al Avenida del Conde de Peñalver en aquella época), sin poder imaginar que se convertiría en el templo nacional de la coctelería, reclamo turístico de la Villa y lugar de encuentro de los personajes más importantes de la política y la cultura.


   Aunque Chicote simpatizaba con la monarquía, la marcha de Alfonso XIII y la llegada de la República no supuso un problema para su negocio. ¿Prueba de ello? Julián Besteiro, el presidente del PSOE, le encomendó la explotación del bar del Congreso de los Diputados en 1934, encargo que se prolongó hasta la Transición sin interrupción ya que, cuando estalló la Guerra (in)Civil, el barman se las arregló para que todo siguiera en orden (algo nada fácil con uno tiene 40 trabajadores en nómina). Gracias a su licencia de importación, el champán y el coñac franceses, el whisky escocés y el mejor Oporto -carísimos, por supuesto- animaron las  noches madrileñas mermando las carteras de la clientela que, eso sí, se iba contentilla a casa.


   Por sus mesas, han pasado políticos de todo pelaje (desde Eisenhower a Primo de Rivera pasando por La Pasionaria) a lo más granado del Hollywood de la época y la intelectualidad mundial como Rainiero de Mónaco, Grace Kelly, Sofía Loren, Jacinto Benavente, Dalí, Cela, Ortega y Gasset, Rita Hayworth, Gregory Peck, Frank Sinatra, Ava Gardner o Hemingway, que inspiraron algunos de los cócteles que aún hoy se sirven. 


   Resumiendo, el glamour del momento estaba en Chicote. No en vano fue vecino durante muchos años de la casa de costura Balenciaga (Gran Vía, 9), justo en la acera de enfrente. Igual servía a un presidente como preparaba el cóctel de moda a cualquiera de las mujeres de la alta sociedad, que se vestía en los salones del modisto español de renombre internacional, el único que fue capaz de motivar que Coco Chanel profiriera un halago hacia el trabajo de uno de sus competidores.


   Lo del Museo Chicote llegó más tarde. Perico empezó a coleccionar botellas curiosas a partir de 1917, cuando el embajador de Brasil regaló a todos los empleados del Ritz una exótica cachaça. Con paciencia y esmero, fue recopilando ejemplares como un vodka de la bodega de un zar ruso, alcoholes que habían degustado Napoleón y Josefina Bonaparte, estrellas de Hollywood y hasta el primer hombre en pisar la luna. Se dice que llegó a reunir 20.000 botellas y, en 1940, decidió exponerlas en el sótano de su bar.


   Su colección significaba tanto para él que se negó a regalar una botella de la que se había encaprichado la bella Sofía Loren y declinó la jugosa oferta de 30 millones de pesetas procedente del magnate Aristóteles Onassis. Solo hizo una excepción, con el doctor Fleming, el descubridor de la penicilina, a quien le regaló un whisky que no había vuelto a probar desde su época de estudiante. Cuando Chicote murió en 1977, su valioso tesoro pasó por varias manos, hasta que Rumasa se hizo con ella pero, tras la expropiación del holding de Ruiz Mateos, salió a subasta y fue comprada por un particular en 1983, por mucho menos de su valor. Estuvo un tiempo desaparecida hasta que fue encontrada en una nave en Las Rozas (Madrid).


   En cuanto a la decoración del local, poco ha cambiado en sus muchos años de existencia: un regusto art deco y muebles deliberadamente retro respetan el legado del local, y fotografías de sus clientes habituales de hoy y de antaño sonríen desde las paredes. El verdadero cambio llega a las 23 horas, cuando se baja la luz y el hilo musical es sustituido por un Dj que pincha en directo; y, los domingos, se riza el rizo con el brunch, amenizado por Bimba Bosé, Mario Vaquerizo, David Delfín o Alaska (como hoy, Domingo 07 de diciembre de 2014).


   Finalmente, el Fancy Club Dinning es la nueva opción gastronómica nocturna de la coctelería más antigua de España, en la que los platos parecen estar pensados para compartir y nada ha quedado al azar: “Queríamos que fueran pocas cosas, pero muy elegidas. Sobre todo se trata de poder cenar, tomando cócteles, porque esa es nuestra esencia”, señala Alexis Rojas, relaciones públicas de Museo Chicote, para explicar el porqué de la reducida carta. De hecho, el sumiller del Chicote te preguntará por tu elección gastronómica para poder recomendarte el combinado que mejor marida en sabores con tu plato.


   Hoy en día, Almodóvar, Amaya Arzuaga, Alaska y Mario, María Esteve, Leonor Watling, Paz Vega, Boris Izaguirre, Rafael Amargo, Alejandro Amenábar o el recién llegado Jesús Castro se sientan en las mesas del Museo Chicote con la misma filosofía de antaño: para chicotear, verbo acuñado para expresar el acto de beber, charlar y escuchar buena música entre amigos, en plena Gran Vía madrileña, y, si apetece, compartirlo en las redes con el hashtag #chicoteando. Entonces, ¡feliz chicoteo!


PD nº1: En uno de sus muchos viajes en busca de botellas para su colección, Perico Chicote conoció a Agustín Lara, el (supuesto desde 2010) compositor del célebre chotis Madrid, Madrid, Madrid, en el que aparece el Chicote, y que hoy forma parte de la historia más castiza de la ciudad.


PD nº2: Hoy, Domingo 07 de diciembre de 2014, a partir de las 17h, la reina de la cabina, Alaska, pinchará en “Los Domingos son otra cosas” del Museo Chicote.


                          (De Abigail Campos, el 07 de diciembre de 2014)


Referencias útiles:
MUSEO CHiCOTE

Calle de la Gran Vía, 12
28013 Madrid
915 326 737
M Gran Vía / Banco de España


Horario:
- De Martes a Jueves: de 17h hasta las 3h de la madrugada;
- Los Viernes y Sábados: de 17h hasta las 3h30 de la madrugada;
- Los Domingos: de 13h a 22h.


Para seguir los pasos (re)creativos de MUSEO CHiCOTE, conéctate a su web, su Facebook y su Twitter.

[Volver a Mi Petit Gourmet, Discoteca, Callejero o Blogosfera]

Imagen

Mi PETiT BARRiO

Mi Petit Barrio te cuenta la historia que se esconde detrás de las fachadas centenarias de la Villa...

[Leer más...]

Imagen

Mi PETiT BARRiO (nº49): LOPE DE AiXELA
101 NOCHES EN MALASAÑA

Si hay un plan que se pueda calificar de peregrino es sin duda el que lleva a cabo en Malasaña el astrólogo Lope de Aixela. Convertido en...

[Leer más...]

Imagen

Mi PETiT BARRiO (nº48):
LA ViRGEN DEL CARMEN

Segundo nombre femenino más frecuente registrado en el patrón de España, según el Instituto Nacional de Estadísticas, Carmen significa...

[Leer más...]

Imagen

Mi PETiT VERANO (nº47):
CiNEMA USERA

La esquina, formada por las calles Primitiva Gañán y San Basilio, vigila un cerro ventilado y con vistas en cuya cima, algunos crepúsculos...

[Leer más...]

Imagen

Mi PETiT VERANO (nº47):
CiNEMA USERA

La esquina, formada por las calles Primitiva Gañán y San Basilio, vigila un cerro ventilado y con vistas en cuya cima, algunos crepúsculos...

[Leer más...]

Imagen

Mi PETiT BARRiO (nº46):
LAS COCHERAS DE CUATRO CAMiNOS

Corría el año 1919 cuando el primer convoy de vagones de la Compañía Metropolitano daba sus primeros pasos para cubrir la Línea 1...

[Leer más...]

Imagen

Mi PETiT BARRiO (nº46):
LAS COCHERAS DE CUATRO CAMiNOS

Corría el año 1919 cuando el primer convoy de vagones de la Compañía Metropolitano daba sus primeros pasos para cubrir la Línea 1...

[Leer más...]

Imagen

Mi PETiT BARRiO (nº46):
LAS COCHERAS DE CUATRO CAMiNOS

Corría el año 1919 cuando el primer convoy de vagones de la Compañía Metropolitano daba sus primeros pasos para cubrir la Línea 1...

[Leer más...]

Imagen

Mi PETiT BARRiO (nº45):
EL PALACiO DE LA PRENSA

Es lógico pensar que si 113 millones de personas pasan al año por la plaza más visitada de España, la del Callao, no sean pocos...

[Leer más...]

Imagen

Mi PETiT BARRiO (nº45):
EL PALACiO DE LA PRENSA

Es lógico pensar que si 113 millones de personas pasan al año por la plaza más visitada de España, la del Callao, no sean pocos...

[Leer más...]

Imagen

Mi PETiT BARRiO (nº44): CHAMBERí
(Y LAS FiESTAS DEL CARMEN)

Una reina consorte, un regimiento franchute y una actriz cantante se disputan, desde hace siglos, la autoría del nombre del castizo barrio que...

[Leer más...]

Imagen

Mi PETiT BARRiO: CHAMBERí
(Y LAS FiESTAS DEL CARMEN)

Una reina consorte, un regimiento franchute y una actriz cantante se disputan, desde hace siglos, la autoría del nombre del castizo barrio que...

[Leer más...]

Imagen

Mi PETiT BARRiO (nº43):
LA BATALLA NAVAL DE VALLEKAS

Que Madrid no tenga mar es un hecho que no ha impedido a los madrileños disfrutar de una playa -como se conocía popularmente a...

[Leer más...]

Imagen

Mi PETiT BARRiO (nº42):
RUTA POR LA CALLE DEL PEZ

Por tercer año consecutivo (tras 9 de interrupción municipal), las Fiestas de San Antonio vuelven a la emblemática calle del Pez...

[Leer más...]

Imagen

Mi PETiT BARRiO (nº41):
¿QUÉ PASA CON LOS CiNES ROXY?

Durante la década de los 70, Madrid llegó a tener más de 500 salas de cine. En la actualidad, apenas quedan una treintena. Situadas en...

[Leer más...]

Imagen

Mi PETiT BARRiO (nº41):
¿QUÉ PASA CON LOS CiNES ROXY?

Durante la década de los 70, Madrid llegó a tener más de 500 salas de cine. En la actualidad, apenas quedan una treintena. Situadas en...

[Leer más...]

Imagen

Mi PETiT BARRiO (nº40):
MADRiD. CiUDADANíA Y PATRiMONiO

El Patrimonio Histórico español tiene una ley, promulgada en 1985, que explica cómo ciertos bienes comunes se convierten en...

[Leer más...]

Imagen

Mi PETiT BARRiO (nº40):
MADRiD. CiUDADANíA Y PATRiMONiO

El Patrimonio Histórico español tiene una ley, promulgada en 1985, que explica cómo ciertos bienes comunes se convierten en...

[Leer más...]

Imagen

Mi PETiT BARRiO (nº39):
CASA LABRA

A principios del siglo XX, se calcula que había 1.500 tabernas en Madrid para una población que no alcanzaba el millón de habitantes...

[Leer más...]

Imagen

Mi PETiT BARRiO (nº39):
CASA LABRA

A principios del siglo XX, se calcula que había 1.500 tabernas en Madrid para una población que no alcanzaba el millón de habitantes...

[Leer más...]

Imagen

Mi PETiT BARRiO (nº38):
EL PALENTiNO

Al pasar por la calle del Pez un viernes cualquiera, a eso de las 21h, llama la atención la cola de gente que se forma a la puerta de...

[Leer más...]

Imagen

Mi PETiT BARRiO (nº38):
EL PALENTiNO

Al pasar por la calle del Pez un viernes cualquiera, a eso de las 21h, llama la atención la cola de gente que se forma a la puerta de...

[Leer más...]

Imagen

Mi PETiT BARRiO (nº37):
CASA BOTiN

¿Sabías que en las calles de Madrid se encuentra el restaurante más antiguo del mundo? Así lo reconoce el Libro Guinness...

[Leer más...]

Imagen

Mi PETiT BARRiO (nº37):
CASA BOTiN

¿Sabías que en las calles de Madrid se encuentra el restaurante más antiguo del mundo? Así lo reconoce el Libro Guinness...

[Leer más...]

Imagen

Mi PETiT BARRiO (nº37):
CASA BOTiN

¿Sabías que en las calles de Madrid se encuentra el restaurante más antiguo del mundo? Así lo reconoce el Libro Guinness...

[Leer más...]

Imagen

Mi PETiT BARRiO (nº36):
¿QUÉ PASA CON LA PiSCiNA CLUB STELLA?

Con un nombre muy sofisticado para la época, 1947, y ciertas costumbres avanzadas, hasta entonces nunca vistas, la Piscina Club...

[Leer más...]

Imagen

Mi PETiT BARRiO (nº35):
EL ESTAR CAFÉ SE TRASPASA

Mesas llenas de estudiantes tomando café y jugando al scrabble, al trivial o al parchís. En un rincón, una camarera, bandeja en mano...

[Leer más...]

Imagen

Mi PETiT BARRiO (nº35):
EL ESTAR CAFÉ SE TRASPASA

Mesas llenas de estudiantes tomando café y jugando al scrabble, al trivial o al parchís. En un rincón, una camarera, bandeja en mano...

[Leer más...]

Imagen

Mi PETiT BARRiO (nº34):
JOY ESLAVA

Tiene ya más de cien años, y sigue en plena forma. Conserva su fachada blanca y oro, y sus coquetos interiores rojos, donde se...

[Leer más...]

Imagen

Mi PETiT BARRiO (nº33):
¿QUÉ PASA CON EL BETi-JAi?

Para verlo en su esplendor, hay que conformarse con evocadoras fotos en blanco y negro. Declarado Monumento del Patrimonio...

[Leer más...]

Imagen

Mi PETiT BARRiO (nº33):
¿QUÉ PASA CON EL BETi-JAi?

Para verlo en su esplendor, hay que conformarse con evocadoras fotos en blanco y negro. Declarado Monumento del Patrimonio...

[Leer más...]

Imagen

Mi PETiT BARRiO (nº32): LA BOLA,
EL COCiDO MAS CASTiZO
DE LA ViLLA

¿Quien le iba a decir a Cándida Santos, una asturiana de pro, que fundó La Bola en 1870 que, un siglo y medio después...

[Leer más...]

Imagen

Mi PETiT BARRiO (nº32): LA BOLA,
EL COCiDO MAS CASTiZO
DE LA ViLLA

¿Quien le iba a decir a Cándida Santos, una asturiana de pro, que fundó La Bola en 1870 que, un siglo y medio después...

[Leer más...]

Imagen

Mi PETiT BARRiO (nº31):
¿QUÉ PASA CON EL PALACiO DE LA MÚSiCA?

Su fachada es ahora tan solo un muro enorme y blanco, cuyo destino inmediato se adivina devorado por pintadas, carteles...

[Leer más...]

Imagen

Mi PETiT BARRiO (nº30):
TABERNA LA CARMENCiTA

Abierta desde 1854, La Carmencita está considerada como la segunda taberna más antigua de Madrid, y uno de los rincones...

[Leer más...]

Imagen

Mi PETiT BARRiO (nº29):
LA CERVECERíA ALEMANA

Puede que los veteranos del lugar recuerden esas apetitosas fuentes de ensaladilla rusa con langosta, diciendo “¡cómeme!”...

[Leer más...]

Imagen

Mi PETiT BARRiO (nº29):
LA CERVECERíA ALEMANA

Puede que los veteranos del lugar recuerden esas apetitosas fuentes de ensaladilla rusa con langosta, diciendo “¡cómeme!”...

[Leer más...]

Imagen

Mi PETiT BARRiO (nº28):
LHARDY CUMPLE 175 AÑOS

Si fuera del todo cierto que nada es para siempre, Lhardy sería la excepción que confirma toda regla...

[Leer más...]

Imagen

Mi PETiT BARRiO (nº28):
LHARDY CUMPLE 175 AÑOS

Si fuera del todo cierto que nada es para siempre, Lhardy sería la excepción que confirma toda regla...

[Leer más...]

Imagen

Mi PETiT BARRiO (nº28):
LHARDY CUMPLE 175 AÑOS

Si fuera del todo cierto que nada es para siempre, Lhardy sería la excepción que confirma toda regla...

[Leer más...]

Imagen

Mi PETiT BARRiO (nº26): EL DORÉ
DE PALACiO DE LAS PiPAS A FiLMOTECA

Entonces los cines, no se llamaban cines. Pero ahí estaba el Doré. Pequeño y elegante. Moderno y modernista. Y, un siglo después... 

[Leer más...]

Imagen

Mi PETiT BARRiO (nº25):
¿QUÉ PASA CON EL TEATRO ALBÉNiZ?

Se alzó justo en la desembocadura del Pasaje de los Relojeros, a partir de la calle de Carretas, un tramo de calzada peatonal...

[Leer más...]

Imagen

Mi PETiT BARRiO (nº24):
BAR RESTAURANTE ASTURiANOS

Tiene una fachada de las de “toda la vida”, de esas que te transportan al Madrid de principios del siglo XX. Es pequeño y angosto...

[Leer más...]

Imagen

Mi PETiT BARRiO (nº24):
BAR RESTAURANTE ASTURiANOS

Tiene una fachada de las de “toda la vida”, de esas que te transportan al Madrid de principios del siglo XX. Es pequeño y angosto...

[Leer más...]

Imagen

Mi PETiT BARRiO (nº23):
EL OLiVAR DE CASTiLLEJO

Atraído por la música de fondo, el paseante avanza por un camino flanqueado por almendros, jaras, retamas y romeros....

[Leer más...]

Imagen

Mi PETiT BARRiO (nº23):
EL OLiVAR DE CASTiLLEJO

Atraído por la música de fondo, el paseante avanza por un camino flanqueado por almendros, jaras, retamas y romeros...

[Leer más...]

Imagen

Mi PETiT BARRiO (nº22):
EL KiNZE DE CUCHiLLEROS

No hay corte más castizo, ni sillón con más tradición que los de una pequeña peluquería cercana la playa Mayor y a las cuevas del bandolero...

[Leer más...]

Imagen

Mi PETiT BARRiO (nº22):
EL KiNZE DE CUCHiLLEROS

No hay corte más castizo, ni sillón con más tradición que los de una pequeña peluquería cercana la playa Mayor y a las cuevas del bandolero...

[Leer más...]

Imagen

Mi PETiT BARRiO (nº21):
CARAMELOS PACO

Las golosinas se disfrutan con los cinco sentidos. Al llegar a Caramelos Paco, antes incluso de que el olor a almíbar nos abrace...

[Leer más...]

Imagen

Mi PETiT BARRiO (nº20):
TABERNA ANTONiO SÁNCHEZ

Dice la historia que se fundó en el año 1830, pero hay leyendas que dan fe de la existencia de una cantina en el número 13...

[Leer más...]

Imagen

Mi PETiT BARRiO (nº20):
TABERNA ANTONiO SÁNCHEZ

Dice la historia que se fundó en el año 1830, pero hay leyendas que dan fe de la existencia de una cantina en el número 13...

[Leer más...]

Imagen

Mi PETiT BARRiO (nº19): CASA MATEOS
UNA TABERNA EN EL CiNTURÓN DE LA LATiNA

Una colección de sifones, una cocina de carbón alojada en el pasillo lista para hacer calor de hogar el invierno que vendrá...

[Leer más...]

Imagen

Mi PETiT BARRiO (19): CASA MATEOS
UNA TABERNA EN EL CiNTURÓN DE LA LATiNA

Una colección de sifones, una cocina de carbón alojada en el pasillo lista para hacer calor de hogar el invierno que vendrá...

[Leer más...]

Imagen

Mi PETiT BARRiO (nº18): EL PENTA
(BiEN DE iNTERÉS MUSiCAL)

Hablar de la historia musical de Madrid sin mencionar El Penta Bar es como recordar la Revolución Francesa sin nombrar a Napoleón...

[Leer más...]

Imagen

Mi PETiT BARRiO (nº18): EL PENTA
(BiEN DE iNTERÉS MUSiCAL)

Hablar de la historia musical de Madrid sin mencionar El Penta Bar es como recordar la Revolución Francesa sin nombrar a Napoleón...

[Leer más...]

Imagen

Mi PETiT BARRiO (nº17):
LOS HEAViES DE MADRiZ

Tras 24 años de vida, la emblemática tienda de discos Madrid Rock cerró sus puertas a finales de febrero de 2005 por, según su gerente...

[Leer más...]

Imagen

Mi PETiT BARRiO (nº16): EL iBERiA,
EL BAR DE LOS TAXiSTAS

Situado en la Glorieta de San Bernardo para todos y de Ruiz Jiménez para el Ayuntamiento, el Bar Iberia le toma el pulso a la Villa... 

[Leer más...]

Imagen

Mi PETiT BARRiO (nº16): EL iBERiA,
EL BAR DE LOS TAXiSTAS

Situado en la Glorieta de San Bernardo para todos y de Ruiz Jiménez para el Ayuntamiento, el Bar Iberia le toma el pulso a la Villa... 

[Leer más...]

Imagen

Mi PETiT BARRiO (nº15):
EL JARDíN DEL ÁNGEL

Es un oasis en el centro de Madrid donde los cuerpos celestes bien podrían deambular y perderse, un lugar exquisito y bello en...

[Leer más...]

Imagen

Mi PETiT BARRiO (nº14):
LA FAVORiTA

En la Plaza Mayor, escondida en uno de sus soportales, La Favorita resiste al paso del tiempo, a los cambios climáticos...

[Leer más...]

siguiente
1 | 2 |
 Colaborador
 Patrocinador
 Patrocinador 2
 Anunciante Grande
Anunciante peq

Descarga la app Mi Petit Madrid en tu iPhone y en tu iPad
Suscríbete a mipetitMadrid y recibe las últimas noticias
Enviar a un amigo
Mi Petit Mail
Mi Petit Mail
Mi Petit Mail
Mi Petit Mail
Mi Petit Mail
Mi Petit Mail
Mi Petit Mail
Mi Petit Mail
Mi Petit Mail
Mi Petit Mail
Mi Petit Mail
Mi Petit Mail
Mi Petit Mail
Mi Petit Mail
Mi Petit Mail
Mi Petit Mail
Mi Petit Mail
Mi Petit Mail
Mi Petit Mail
Mi Petit Mail