Nuevas Ideas
Comer Beber

DETRÁS DE LA FACHADA (nº42):
PLAZA DE MURiLLO, 2

DETRÁS DE LA FACHADA (nº42):
PLAZA DE MURiLLO, 2

Imagen
Imagen

   Nació hace -exactamente hoy- 259 años, en un momento de gloria para la botánica nacional gracias al capricho y sensibilidad verde de la Corona. (Bien) aconsejado por su médico, Andrés Laguna, Felipe II (1556-1598) mandó crear un huerto de plantas medicinales junto al Palacio Real de Aranjuez. Más de 1 siglo después, Fernando VI (1746-1759) copió la idea de plantación sanadora ocupando el vivero del Soto de Migas Calientes -actual Puerta de Hierro-, para sembrar las 2.000 plantas que el botánico José Quer había ido recopilando a lo largo de años y viajes. Y, el 17 de octubre de 1755, el rey -ecológico avant la lettre- inauguró el Real Jardín Botánico, que Carlos III (1759-1788) ordenaría trasladar al paseo del Prado, en 1774. Detrás de su “fachada”, en pleno centro de la ciudad y rodeada de los museos del Prado, el Thyssen y el Reina Sofía y a dos pasos de CaixaForum, el vergel es un claro ejemplo de la perfecta armonía que existe entre el universo vegetal y los usos y conocimientos que nos transmite la flora.


   El nuevo emplazamiento del Botánico no fue casualidad. Era la real manera de demostrar el interés y aportación de la Corona a las Ciencias y las Artes. Además, cumplía con el programa de ordenación del Salón del Prado y Atocha, que instaló también en la zona el Observatorio Astronómico y el Real Gabinete de Historia Natural (hoy Museo del Prado), construido por el arquitecto neoclásico, Juan de Villanueva, que fue también el que le dio su forma definitiva al Botánico, junto al arquitecto italiano, Francesco Sabatini, que se lució sobre todo al servicio de la Casa Real española.


   Huelga decir que el proyecto del Real Jardín no fue pensado en términos de ladrillos o cemento. Las plantas fueron ordenadas siguiendo el método del naturalista y botánico sueco, Carlos Linneo -uno de los padres de la clasificación biológica y de la ecología-, a lo largo de 10 hectáreas, distribuidas en 3 terrazas de distintos niveles, rematadas por fuentes. Las más bajas han resistido el paso del tiempo; en cambio, la superior, donde se levantó el Pabellón Villanueva -un invernadero que protegía a las especies exóticas-, sufrió importantes cambios ya que el recinto había sido pensado según criterios más estéticos que funcionales y, en el siglo XIX, cambió palmeras y nenúfares por libros, convirtiéndose en biblioteca y aula para impartir clases. Para acotar el espacio y proteger su delicado contenido, los arquitectos encargaron una verja de hierro, fabricada en Tolosa, con 2 entradas: la Puerta Real, de Sabatini, de estilo clásico con columnas dóricas, y la Puerta de Murillo, de Villanueva, frente al Museo del Prado y acceso actual.


   Uno de los principales objetivos de los jardines botánicos consistía, por supuesto, en estudiar los secretos de la naturaleza pero también en acercarla al ciudadano. Desde que el hombre empezara, hace más de 10.000 años, a sacar partido del mundo vegetal, la investigación de posibles usos sanadores o comestibles fue constante, y las expediciones científicas a lejanos paraísos como América del Sur o Filipinas en busca de nuevas especies o salvadores recursos naturales llenaron libros enteros de dibujos para estudio y los jardines europeos de semillas, frutos, maderas y esquejes. Por ejemplo, en Madrid, el recinto, además de ser centro de investigación y referencia en Europa, permitía el acceso de paseantes de alta alcurnia, que recibían de regalo plantas medicinales mientras se deleitaban con el entorno, sobre todo en verano y primavera.


   Pero, con la Guerra de la Independencia, la botánico desapareció de la lista de prioridades del poder político y el olvido hizo mella en el real Jardín, a pesar de los esfuerzos del entonces director, el botánico Mariano Lagasca (1776-1839). En los años sucesivos y recuperado cierto protagonismo, hubo nuevas reformas y aportaciones, como el zoológico que instaló el también director del Museo de Ciencias Naturales, Mariano de la Paz Graells, en su etapa al frente del Botánico y que 12 años después sería trasladado al Retiro bajo el nombre de Casa de Fieras.


   En la década de 1880 a 1890, con Alfonso XII al mando del país y, luego, su viuda y reina regente María Cristina al poder, el Botánico entró en declive. Primero, perdió 2 hectáreas en 1881, en las que el arquitecto Ricardo Velázquez Bosco edificó el Palacio de Fomento (actual sede del Ministerio de Agricultura); luego, en 1886, un ciclón arrasó medio millar de árboles de gran valor; y, después, en 1893, la apertura de la calle de los libreros, conocida como la Cuesta de Moyano, también redujo significativamente su superficie. La recuperación fue lenta. Los terrenos devastados se fueron repoblando muy poco a poco hasta que, en 1939, el Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSiC) tomara las riendas recuperando su principal tarea, la investigación. Y, cuatro décadas después -no sin muchos esfuerzos y algunos años de cierre y abandono-, el Real Jardín Botánico recuperó su estilo original gracias unas obras que arrancaron 2 siglos después de su traslado al paseo del Prado y acabaron en 1981, con una inauguración monárquica, por supuesto.


   Actualmente, el Jardín cuenta con 8 hectáreas repartidas en 4 terrazas: abajo la Terraza de los Cuadros, cultivada con plantas ornamentales, medicinales, aromáticas y comestibles; le sigue la Terraza de las Escuelas Botánicas con especies ordenadas por familias; la Terraza Plano de la Flor, de estilo romántico, con un estanque, el pabellón de Villanueva dedicado ahora a exposiciones temporales, el invernadero Graells del siglo XIX, repleto de plantas tropicales y acuáticas, y el de la Exhibición dividido en flora tropical, templada o desértica; y, por último, la Terraza Alta o de los Laureles, añadida en 2005, que alberga la colección de bonsáis, donada por el ex presidente del gobierno Felipe González. En total, más de 6.000 especies vivas de gran diversidad, que prácticamente alcanzan la obra de la madre naturaleza en nuestro país, que solita y sin viajes, ha poblado la Península Ibérica con unas 7.000 especies.


   Finalmente, demás de la oasis verde, el Botánico posee un laboratorio de sistemática molecular, un banco de semillas, una biblioteca y un herbario de los más importantes de Europa. Alicientes que no hacen más que aumentar las ganas de disfrutar del Real Jardín, ahora cargado de la flora otoñal característica, con hierbaluisa, rosas, hibisco y salvia, que demuestran, sin duda, que la vida es bella.

   ¡Muy feliz 259º aniversario!


PD (nº1) cumpleañera: El Real Jardín Botánico celebra hoy, Viernes 17 de octubre de 2014, 259 años de su creación. Para celebrarlo, el Sábado 18 de octubre, a las 12h, en el Pabellón Villanueva, habrá una representación del Coro del Conservatorio Profesional de Arturo Soria (Precio: 3 euros).


PD (nº2) didáctica: El Real Jardín Botánico organiza talleres, para adultos y niños, orientados al conocimiento de la Botánica, las especies y el gusto por la naturaleza.


PD (nº3) festiva: Aquí también podrás celebrar tu boda. El CSiC permite alquilar parte del recinto para realizar todo tipo de eventos, exposiciones, presentaciones, conferencias o reuniones.


PD (nº4) tecnológica: El Real Jardín Botánico tiene también una app para tu Smartphone: “Las plantas y el hombre” permite realizar una visita autoguiada a la colección de plantas del Jardín y acceder a información detallada de cada una.


PD (nº5) climática: El tiempo manda y al aire libre persisten las especies acostumbradas a un clima mediterráneo como las del sur de Europa, norte de África, California, Argentina, Chile, Sudáfrica o sur de Australia. Las más delicadas o de climas tropicales se mantienen gracias a los invernaderos.


PD (nº6) internacional: Se calcula que hay unos 3.000 jardines botánicos en todo el mundo dedicados a la conservación, investigación y divulgación científica.


PD (nº7) floral: Las Dalias llegaron a España en una de las expediciones científicas. Fue en un viaje a Nueva España (México) donde se descubrieron unas semillas desconocidas que el entonces director del Jardín, Antonio José Cavanilles, plantó y al florecer las bautizó como Dahlia en honor a un discípulo de Linneo.


                                       (De Lidia Martín, el 17 de octubre de 2014)


Referencias útiles:
REAL JARDíN BOTÁNiCO

Plaza de Murillo, 2
28014 Madrid
914 203 017
M Atocha / Atocha Renfe / Banco de España


Horario anual:
- Enero y Febrero: de Lunes a Domingo, de 10h a 18h;
- Marzo: de Lunes a Domingo, de 10h a 19h;
- Abril: de Lunes a Domingo, de 10h a 20h;
- De Mayo a Agosto: de Lunes a Domingo, de 10h a 21h;
- Septiembre: de Lunes a Domingo, de 10h a 20h;
- Octubre: de Lunes a Domingo, de 10h a 19h;
- Noviembre y Diciembre: de Lunes a Domingo, de 10h a 18h.
PD
: Abierto todos los días del año excepto Navidad y Año Nuevo. Entrada por la Puerta de Murillo, justo enfrente del Museo del Prado.


Precio: 3 euros.


Para seguir los pasos (re)creativos del REAL JARDíN BOTÁNiCO, conéctate a su web, su Facebook y su Twitter.


[Volver a Mi Petit Callejero o Blogosfera]

   Nació hace -exactamente hoy- 259 años, en un momento de gloria para la botánica nacional gracias al capricho y sensibilidad verde de la Corona. (Bien) aconsejado por su médico, Andrés Laguna, Felipe II (1556-1598) mandó crear un huerto de plantas medicinales junto al Palacio Real de Aranjuez. Más de 1 siglo después, Fernando VI (1746-1759) copió la idea de plantación sanadora ocupando el vivero del Soto de Migas Calientes -actual Puerta de Hierro-, para sembrar las 2.000 plantas que el botánico José Quer había ido recopilando a lo largo de años y viajes. Y, el 17 de octubre de 1755, el rey -ecológico avant la lettre- inauguró el Real Jardín Botánico, que Carlos III (1759-1788) ordenaría trasladar al paseo del Prado, en 1774. Detrás de su “fachada”, en pleno centro de la ciudad y rodeada de los museos del Prado, el Thyssen y el Reina Sofía y a dos pasos de CaixaForum, el vergel es un claro ejemplo de la perfecta armonía que existe entre el universo vegetal y los usos y conocimientos que nos transmite la flora.


   El nuevo emplazamiento del Botánico no fue casualidad. Era la real manera de demostrar el interés y aportación de la Corona a las Ciencias y las Artes. Además, cumplía con el programa de ordenación del Salón del Prado y Atocha, que instaló también en la zona el Observatorio Astronómico y el Real Gabinete de Historia Natural (hoy Museo del Prado), construido por el arquitecto neoclásico, Juan de Villanueva, que fue también el que le dio su forma definitiva al Botánico, junto al arquitecto italiano, Francesco Sabatini, que se lució sobre todo al servicio de la Casa Real española.


   Huelga decir que el proyecto del Real Jardín no fue pensado en términos de ladrillos o cemento. Las plantas fueron ordenadas siguiendo el método del naturalista y botánico sueco, Carlos Linneo -uno de los padres de la clasificación biológica y de la ecología-, a lo largo de 10 hectáreas, distribuidas en 3 terrazas de distintos niveles, rematadas por fuentes. Las más bajas han resistido el paso del tiempo; en cambio, la superior, donde se levantó el Pabellón Villanueva -un invernadero que protegía a las especies exóticas-, sufrió importantes cambios ya que el recinto había sido pensado según criterios más estéticos que funcionales y, en el siglo XIX, cambió palmeras y nenúfares por libros, convirtiéndose en biblioteca y aula para impartir clases. Para acotar el espacio y proteger su delicado contenido, los arquitectos encargaron una verja de hierro, fabricada en Tolosa, con 2 entradas: la Puerta Real, de Sabatini, de estilo clásico con columnas dóricas, y la Puerta de Murillo, de Villanueva, frente al Museo del Prado y acceso actual.


   Uno de los principales objetivos de los jardines botánicos consistía, por supuesto, en estudiar los secretos de la naturaleza pero también en acercarla al ciudadano. Desde que el hombre empezara, hace más de 10.000 años, a sacar partido del mundo vegetal, la investigación de posibles usos sanadores o comestibles fue constante, y las expediciones científicas a lejanos paraísos como América del Sur o Filipinas en busca de nuevas especies o salvadores recursos naturales llenaron libros enteros de dibujos para estudio y los jardines europeos de semillas, frutos, maderas y esquejes. Por ejemplo, en Madrid, el recinto, además de ser centro de investigación y referencia en Europa, permitía el acceso de paseantes de alta alcurnia, que recibían de regalo plantas medicinales mientras se deleitaban con el entorno, sobre todo en verano y primavera.


   Pero, con la Guerra de la Independencia, la botánico desapareció de la lista de prioridades del poder político y el olvido hizo mella en el real Jardín, a pesar de los esfuerzos del entonces director, el botánico Mariano Lagasca (1776-1839). En los años sucesivos y recuperado cierto protagonismo, hubo nuevas reformas y aportaciones, como el zoológico que instaló el también director del Museo de Ciencias Naturales, Mariano de la Paz Graells, en su etapa al frente del Botánico y que 12 años después sería trasladado al Retiro bajo el nombre de Casa de Fieras.


   En la década de 1880 a 1890, con Alfonso XII al mando del país y, luego, su viuda y reina regente María Cristina al poder, el Botánico entró en declive. Primero, perdió 2 hectáreas en 1881, en las que el arquitecto Ricardo Velázquez Bosco edificó el Palacio de Fomento (actual sede del Ministerio de Agricultura); luego, en 1886, un ciclón arrasó medio millar de árboles de gran valor; y, después, en 1893, la apertura de la calle de los libreros, conocida como la Cuesta de Moyano, también redujo significativamente su superficie. La recuperación fue lenta. Los terrenos devastados se fueron repoblando muy poco a poco hasta que, en 1939, el Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSiC) tomara las riendas recuperando su principal tarea, la investigación. Y, cuatro décadas después -no sin muchos esfuerzos y algunos años de cierre y abandono-, el Real Jardín Botánico recuperó su estilo original gracias unas obras que arrancaron 2 siglos después de su traslado al paseo del Prado y acabaron en 1981, con una inauguración monárquica, por supuesto.


   Actualmente, el Jardín cuenta con 8 hectáreas repartidas en 4 terrazas: abajo la Terraza de los Cuadros, cultivada con plantas ornamentales, medicinales, aromáticas y comestibles; le sigue la Terraza de las Escuelas Botánicas con especies ordenadas por familias; la Terraza Plano de la Flor, de estilo romántico, con un estanque, el pabellón de Villanueva dedicado ahora a exposiciones temporales, el invernadero Graells del siglo XIX, repleto de plantas tropicales y acuáticas, y el de la Exhibición dividido en flora tropical, templada o desértica; y, por último, la Terraza Alta o de los Laureles, añadida en 2005, que alberga la colección de bonsáis, donada por el ex presidente del gobierno Felipe González. En total, más de 6.000 especies vivas de gran diversidad, que prácticamente alcanzan la obra de la madre naturaleza en nuestro país, que solita y sin viajes, ha poblado la Península Ibérica con unas 7.000 especies.


   Finalmente, demás de la oasis verde, el Botánico posee un laboratorio de sistemática molecular, un banco de semillas, una biblioteca y un herbario de los más importantes de Europa. Alicientes que no hacen más que aumentar las ganas de disfrutar del Real Jardín, ahora cargado de la flora otoñal característica, con hierbaluisa, rosas, hibisco y salvia, que demuestran, sin duda, que la vida es bella.

   ¡Muy feliz 259º aniversario!


PD (nº1) cumpleañera: El Real Jardín Botánico celebra hoy, Viernes 17 de octubre de 2014, 259 años de su creación. Para celebrarlo, el Sábado 18 de octubre, a las 12h, en el Pabellón Villanueva, habrá una representación del Coro del Conservatorio Profesional de Arturo Soria (Precio: 3 euros).


PD (nº2) didáctica: El Real Jardín Botánico organiza talleres, para adultos y niños, orientados al conocimiento de la Botánica, las especies y el gusto por la naturaleza.


PD (nº3) festiva: Aquí también podrás celebrar tu boda. El CSiC permite alquilar parte del recinto para realizar todo tipo de eventos, exposiciones, presentaciones, conferencias o reuniones.


PD (nº4) tecnológica: El Real Jardín Botánico tiene también una app para tu Smartphone: “Las plantas y el hombre” permite realizar una visita autoguiada a la colección de plantas del Jardín y acceder a información detallada de cada una.


PD (nº5) climática: El tiempo manda y al aire libre persisten las especies acostumbradas a un clima mediterráneo como las del sur de Europa, norte de África, California, Argentina, Chile, Sudáfrica o sur de Australia. Las más delicadas o de climas tropicales se mantienen gracias a los invernaderos.


PD (nº6) internacional: Se calcula que hay unos 3.000 jardines botánicos en todo el mundo dedicados a la conservación, investigación y divulgación científica.


PD (nº7) floral: Las Dalias llegaron a España en una de las expediciones científicas. Fue en un viaje a Nueva España (México) donde se descubrieron unas semillas desconocidas que el entonces director del Jardín, Antonio José Cavanilles, plantó y al florecer las bautizó como Dahlia en honor a un discípulo de Linneo.


                                       (De Lidia Martín, el 17 de octubre de 2014)


Referencias útiles:
REAL JARDíN BOTÁNiCO

Plaza de Murillo, 2
28014 Madrid
914 203 017
M Atocha / Atocha Renfe / Banco de España


Horario anual:
- Enero y Febrero: de Lunes a Domingo, de 10h a 18h;
- Marzo: de Lunes a Domingo, de 10h a 19h;
- Abril: de Lunes a Domingo, de 10h a 20h;
- De Mayo a Agosto: de Lunes a Domingo, de 10h a 21h;
- Septiembre: de Lunes a Domingo, de 10h a 20h;
- Octubre: de Lunes a Domingo, de 10h a 19h;
- Noviembre y Diciembre: de Lunes a Domingo, de 10h a 18h.
PD
: Abierto todos los días del año excepto Navidad y Año Nuevo. Entrada por la Puerta de Murillo, justo enfrente del Museo del Prado.


Precio: 3 euros.


Para seguir los pasos (re)creativos del REAL JARDíN BOTÁNiCO, conéctate a su web, su Facebook y su Twitter.


[Volver a Mi Petit Callejero o Blogosfera]

Imagen

DETRÁS DE LA FACHADA

Descubre los secretos mejor guardados que se esconden detrás de las fachadas madrileñas...

[Leer más...]

Imagen

DETRÁS DE LA FACHADA (nº74):
CALLE DE CLAUDiO COELLO, 99

En pleno barrio de Salamanca, a escasos metros de la milla de oro, se encuentra la fundación privada y sin ánimo de lucro más antigua...

[Leer más...]

Imagen

DETRÁS DE LA FACHADA (nº73):
CALLE DE LA ROSALEDA, 2

A partir de 1893, el primer parque público construido para este fin en la ciudad de Madrid empezó a instalarse a sus anchas en la denominada...

[Leer más...]

Imagen

DETRÁS DE LA FACHADA (nº73):
CALLE DE LA ROSALEDA, 2

A partir de 1893, el primer parque público construido para este fin en la ciudad de Madrid empezó a instalarse a sus anchas en la denominada...

[Leer más...]

Imagen

DETRÁS DE LA FACHADA (nº72):
LAS COCHERAS DE CUATRO CAMiNOS

Corría el año 1919 cuando el primer convoy de vagones de la Compañía Metropolitano daba sus primeros pasos para cubrir la Línea 1...

[Leer más...]

Imagen

DETRÁS DE LA FACHADA SONORA (nº71):
PASEO DE LA CASTELLANA, 183

Al acabar el siglo XX, el edificio rectangular y perpendicular al moderno Paseo de la Castellana, construido en 1972 para albergar el...

[Leer más...]

Imagen

DETRÁS DE LA FACHADA SONORA (nº71):
PASEO DE LA CASTELLANA, 183

Al acabar el siglo XX, el edificio rectangular y perpendicular al moderno Paseo de la Castellana, construido en 1972 para albergar el...

[Leer más...]

Imagen

DETRÁS DE LA FACHADA (nº70):
AVENiDA DEL PADRE HUiDOBRO, S/N

A los pies de El Pardo, con unas increíbles vistas de la capital, coronada por Las Cuatro Torres, resiste el que durante un tiempo fuera...

[Leer más...]

Imagen

DETRÁS DE LA FACHADA (nº70):
AVENiDA DEL PADRE HUiDOBRO, S/N

A los pies de El Pardo, con unas increíbles vistas de la capital, coronada por Las Cuatro Torres, resiste el que durante un tiempo fuera... 

[Leer más...]

Imagen

DETRÁS DE LA FACHADA (nº69):
AVENiDA DE FELiPE II, S/N

Madrid crece, cambia y muta. El que fue en el siglo XIX un humilde huerto a las afueras de la ciudad acoge hoy cientos de conciertos y... 

[Leer más...]

Imagen

DETRÁS DE LA FACHADA (nº68):
GLORiETA SAN ANTONiO DE LA FLORiDA, 5

Salvando las distancias y la temática, Madrid también posee una Capilla Sixtina que, aunque no es ni tan grande ni tan fastuosa como...

[Leer más...]

Imagen

DETRÁS DE LA FACHADA (nº67):
¿QUÉ PASA CON LOS CiNES ROXY?

Durante la década de los 70, Madrid llegó a tener más de 500 salas de cine. En la actualidad, apenas quedan una treintena. Situadas en...

[Leer más...]

Imagen

DETRÁS DE LA “FACHADA” (nº66):
EL PUENTE DE LOS FRANCESES

Situado en el distrito Moncloa-Aravaca de Madrid, el denominado Puente de los Franceses es un viaducto ferroviario, que se levantó...

[Leer más...]

Imagen

DETRÁS DE LA FACHADA (nº65):
PLAZA DE SANTA iSABEL II, S/N

Mirando al Palacio Real y dando su bella espalda a la actual Plaza de Isabel II, nació en 1850 un lugar donde se fue cuajando no solo...

[Leer más...]

Imagen

DETRÁS DE LA FACHADA (nº64):
EL MONTE DE PiEDAD DE MADRiD (I)

Hoy, Jueves 03 de diciembre de 2015, el Monte de Piedad de Madrid cumple 313 años. Es el pretexto ideal para repasar la historia de una...

[Leer más...]

Imagen

DETRÁS DE LA FACHADA (nº64):
LA CASA DE LAS ALHAJAS (II)

Hoy, Jueves 03 de diciembre de 2015, el Monte de Piedad de Madrid, una de las instituciones benéficas más antiguas del mundo y la más...

[Leer más...]

Imagen

DETRÁS DE LA FACHADA (nº64):
LA CASA ENCENDiDA (III)

Hoy, Jueves 03 de diciembre de 2015, el Monte de Piedad de Madrid, una de las instituciones benéficas más antiguas del mundo y la más...

[Leer más...]

Imagen

DETRÁS DE LA FACHADA (nº63):
CALLE DE CONDE DUQUE, 9-11

El acceso a la cultura siempre ha sido una de las grandes preocupaciones de los intelectuales y mandatarios que buscan lo mejor para...

[Leer más...]

Imagen

DETRÁS DE LA FACHADA (nº62):
CALLE DEL PRíNCiPE, 14

Debe su nombre a un Real Decreto del 07 de febrero de 1849 (que determinó que en la ciudad de Madrid existirían, entre otros, un teatro...

[Leer más...]

Imagen

DETRÁS DE LA FACHADA (nº62):
CALLE DEL PRíNCiPE, 14

Debe su nombre a un Real Decreto del 07 de febrero de 1849 (que determinó que en la ciudad de Madrid existirían, entre otros, un teatro...

[Leer más...]

Imagen

DETRÁS DE LA FACHADA (nº61):
¿QUÉ PASA CON LA PiSCiNA CLUB STELLA?

Con un nombre muy sofisticado para la época, 1947, y ciertas costumbres avanzadas, hasta entonces nunca vistas, la Piscina Club...

[Leer más...]

Imagen

DETRÁS DE LA FACHADA (nº60):
CALLE DE EUGENiA DE MONTiJO, 61

En la calle Eugenia de Montijo surge de repente, como una aparición en el entorno de construcciones del barrio, dos torretas...

[Leer más...]

Imagen

DETRÁS DE LA FACHADA (nº59):
CALLE DE L PiNAR, 21-23

Conocida sobre todo por ser el lugar en el que vivieron y se hicieron amigos Salvador Dalí, Federico García Lorca, Luis Buñuel y...

[Leer más...]

Imagen

DETRÁS DE LA FACHADA (nº58):
CALLE DE ARREGUi Y ARUEJ, 6

Símbolo de una reivindicación vecinal histórica e inspiradora, el Parque Martin Luther King, situado en el barrio de Las Adelfas... 

[Leer más...]

Imagen

DETRÁS DE LA FACHADA (nº57):
AVENiDA DE LOS REYES CATÓLiCOS, S/N

Una primavera de 1992, siendo Madrid Capital Europea de la Cultura, se inauguró una torre de iluminación y comunicaciones...

[Leer más...]

Imagen

DETRÁS DE LA FACHADA (nº56):
¿QUÉ PASA CON EL BETi-JAi?

Para verlo en su esplendor, hay que conformarse con evocadoras fotos en blanco y negro. Declarado Monumento del Patrimonio...

[Leer más...]

Imagen

DETRÁS DE LA FACHADA (nº55):
PLAZA DE LA iNDEPENDENCiA, 7

Con sus 118 hectáreas y sus más de 15.000 árboles, el “pulmón de la Villa” no tiene nada que envidiar al Hyde Park londinense... 

[Leer más...]

Imagen

DETRÁS DE LA FACHADA (nº54):
¿QUÉ PASA CON EL PALACiO DE LA MÚSiCA?

Su fachada es ahora tan solo un muro enorme y blanco, cuyo destino inmediato se adivina devorado por pintadas, carteles...

[Leer más...]

Imagen

DETRÁS DE LA FACHADA (nº53):
CALLE DEL MATADERO, S/N

¿Puede florecer un descampado? ¿Es posible una cosecha de frutas y verduras, en un rectángulo de terreno semiabandonado...

[Leer más...]

Imagen

DETRÁS DE LA FACHADA (nº52):
CALLE DE CASTELLÓ, 77

El 04 de noviembre de 1955, nacía la Fundación Juan March, sin saber nadie que, 20 años más tarde, el 24 de enero de 1975, el barrio de...

[Leer más...]

Imagen

DETRÁS DE LA FACHADA (nº52):
CALLE DE CASTELLÓ, 77

Hoy, hace exactamente 40 años, el barrio de Salamanca vio erguirse entre sus clásicos palacetes un edificio cúbico con piel... 

[Leer más...]

Imagen

DETRÁS DE LA FACHADA (nº51):
CALLE DE SANTA ENGRACiA, 125

En Madrid no hay playa, y aunque está el Manzanares, su escaso caudal y sus desniveles hicieron que sus aguas, o mejor dicho...

[Leer más...]

Imagen

DETRÁS DE LA FACHADA (nº50):
10 SECRETOS (¿A VOCES?) DE MADRiD

Madrid, ruidosa, faraónica y populachera, esconde curiosidades, leyendas, chollos y supersticiones como ninguna otra ciudad del mundo...

[Leer más...]

Imagen

DETRÁS DE LA FACHADA (nº50):
10 SECRETOS (¿A VOCES?) DE MADRiD

Madrid, ruidosa, faraónica y populachera, esconde curiosidades, leyendas, chollos y supersticiones como ninguna otra ciudad del mundo...

[Leer más...]

Imagen

DETRÁS DE LA FACHADA (nº50):
10 SECRETOS (¿A VOCES?) DE MADRiD

Madrid, ruidosa, faraónica y populachera, esconde curiosidades, leyendas, chollos y supersticiones como ninguna otra ciudad del mundo...

[Leer más...]

Imagen

DETRÁS DE LA FACHADA (nº50):
10 SECRETOS (¿A VOCES?) DE MADRiD

Madrid, ruidosa, faraónica y populachera, esconde curiosidades, leyendas, chollos y supersticiones como ninguna otra ciudad del mundo...

[Leer más...]

Imagen

DETRÁS DE LA FACHADA (nº49):
AVENiDA DE RAMÓN Y CAJAL, 2

Casualidades de la gran Historia, el madrileño Parque de Berlín se inauguró un 09 de noviembre de 1967 sin poder imaginar nadie que...

[Leer más...]

Imagen

DETRÁS DE LA(S) FACHADA(S) (nº48):
CALLE DE CEA BERMÚDEZ, 1

Antes de cambiar de milenio, el Madrid de Alberto Ruiz Gallardón, por aquel entonces presidente de la Comunidad, echaba en falta un...

[Leer más...]

Imagen

DETRÁS DE LA FACHADA (nº47):
EL MERCADO EFíMERO DE BARCELÓ (2010-2014)

Después de la destrucción total, a finales de 2009, del Mercado original de Barceló, la actividad comercial no desapareció sino que un total de...

[Leer más...]

Imagen

DETRÁS DE LA FACHADA (nº46):
LOS CEMENTERiOS OLViDADOS DE MADRiD

Con la fiesta de Todos los Santos y de los Difuntos, más de un millón de madrileños acudirán a lo largo del fin de semana a los más de 260...

[Leer más...]

Imagen

DETRÁS DE LA FACHADA (nº46):
LOS CEMENTERiOS OLViDADOS DE MADRiD

Con la fiesta de Todos los Santos y de los Difuntos, más de un millón de madrileños acudirán a lo largo del fin de semana a los más de 260...

[Leer más...]

Imagen

DETRÁS DE LA FACHADA (nº46):
LOS CEMENTERiOS OLViDADOS DE MADRiD

Con la fiesta de Todos los Santos y de los Difuntos, más de un millón de madrileños acudirán a lo largo del fin de semana a los más de 260...

[Leer más...]

Imagen

DETRÁS DE LA FACHADA (nº46):
LOS CEMENTERiOS OLViDADOS DE MADRiD

Con la fiesta de Todos los Santos y de los Difuntos, más de un millón de madrileños acudirán a lo largo del fin de semana a los más de 260...

[Leer más...]

Imagen

DETRÁS DE LA FACHADA (nº46):
LOS CEMENTERiOS OLViDADOS DE MADRiD

Con la fiesta de Todos los Santos y de los Difuntos, más de un millón de madrileños acudirán a lo largo del fin de semana a los más de 260...

[Leer más...]

Imagen

DETRÁS DE LA FACHADA (nº45):
PLAZA DEL REY, 1

Pasear de noche por Madrid puede ser la experiencia más placentera o la más terrorífica, y no hablamos de tráfico, aforos completos...

[Leer más...]

Imagen

DETRÁS DE LA FACHADA (nº44): EL DORÉ
DE PALACiO DE LAS PiPAS A FiLMOTECA

Entonces los cines, no se llamaban cines. Pero ahí estaba el Doré. Pequeño y elegante. Moderno y modernista. Y, un siglo después...

[Leer más...]

Imagen

DETRÁS DE LA FACHADA (nº43):
¿QUÉ PASA CON EL TEATRO ALBÉNiZ?

Se alzó justo en la desembocadura del Pasaje de los Relojeros, a partir de la calle de Carretas, un tramo de calzada peatonal...

[Leer más...]

Imagen

DETRÁS DE LA FACHADA (nº41):
PASEO DEL PRADO, 36

A su paso, son pocos los que se resisten a girar la cabeza -con más o menos disimulo-, para deleitarse con un inmueble que, tanto por su...

[Leer más...]

Imagen

DETRÁS DE LA FACHADA (nº40):
CALLE DE ALBACETE, 5

Desde la M-30, Madrid parece otra ciudad. La visión panorámica, que nos ofrece la carretera, da buena cuenta de la arquitectura que nos rodea...

[Leer más...]

Imagen

DETRÁS DE LA FACHADA (nº39):
CALLE DE FERNANDO VI, 4

Fue un capricho, un deleite semejante a un pedazo del mejor pastel, de hecho, su pomposa fachada le valió el sobrenombre de “casa tarta”...

[Leer más...]

Imagen

DETRÁS DE LA FACHADA (nº39):
CALLE DE FERNANDO VI, 4

Fue un capricho, un deleite semejante a un pedazo del mejor pastel, de hecho, su pomposa fachada le valió el sobrenombre de “casa tarta”...

[Leer más...]

Imagen

DETRÁS DE LA FACHADA (nº38):
PASEO DE LA REPÚBLiCA DE CUBA, 4

El 30 de junio de 1887, la Reina Regente y viuda de Alfonso XII, doña María Cristina, se puso sin duda sus mejores galas para acudir a la inauguración...

[Leer más...]

Imagen

DETRÁS DE LA FACHADA (nº38):
PASEO DE LA REPÚBLiCA DE CUBA, 4

El 30 de junio de 1887, la Reina Regente y viuda de Alfonso XII, doña María Cristina, se puso sin duda sus mejores galas para acudir a la inauguración...

[Leer más...]

Imagen

DETRÁS DE LA FACHADA (nº38):
PASEO DE LA REPÚBLiCA DE CUBA, 4

El 30 de junio de 1887, la Reina Regente y viuda de Alfonso XII, doña María Cristina, se puso sin duda sus mejores galas para acudir a la inauguración...

[Leer más...]

Imagen

DETRÁS DE LA FACHADA (nº38):
PASEO DE LA REPÚBLiCA DE CUBA, 4

El 30 de junio de 1887, la Reina Regente y viuda de Alfonso XII, doña María Cristina, se puso sin duda sus mejores galas para acudir a la inauguración...

[Leer más...]

Imagen

DETRÁS DE LA FACHADA (nº37):
CALLE DE RODRíGUEZ SAN PEDRO, 72

Delimitada por las calles Hilarión Eslava, Rodríguez San Pedro, Gaztambide y Meléndez Valdés, en (el barrio de Gaztambide, distrito de) Chamberí... 

[Leer más...]

Imagen

DETRÁS DE LA(S) FACHADA(S) (nº36):
CALLE DE HORTALEZA, 63

Por extraño que parezca, en la confluencia de los barrios de Malasaña, Chueca y Chamberí, permanece medio escondido un impresionante edificio...

[Leer más...]

Imagen

DETRÁS DE LA FACHADA (nº35):
EL MERCADO DE BARCELÓ DE 1956 A 2009

Construido en 1956, siguiendo -según Almudena Grandes- “los dudosos criterios de modernidad que han logrado que tantos edificios... 

[Leer más...]

Imagen

DETRÁS DEL FACHÓN DEL TORO DE OSBORNE: ¡CARRETERA Y... PLAYA!

Diseñado en 1956 por Manolo Prieto, instalado en 1957 por la geografía accidentada española, tuneado en 1983 por Keith Haring... 

[Leer más...]

Imagen

DETRÁS DEL FACHÓN DEL TORO DE OSBORNE: ¡CARRETERA Y... PLAYA!

Diseñado en 1956 por Manolo Prieto, instalado en 1957 por la geografía accidentada española, tuneado en 1983 por Keith Haring... 

[Leer más...]

siguiente
1 | 2 | 3 |
 Colaborador
 Patrocinador
 Patrocinador 2
 Anunciante Grande
Anunciante peq

Descarga la app Mi Petit Madrid en tu iPhone y en tu iPad
Suscríbete a mipetitMadrid y recibe las últimas noticias
Enviar a un amigo
Mi Petit Mail
Mi Petit Mail
Mi Petit Mail
Mi Petit Mail
Mi Petit Mail
Mi Petit Mail
Mi Petit Mail
Mi Petit Mail
Mi Petit Mail
Mi Petit Mail
Mi Petit Mail
Mi Petit Mail
Mi Petit Mail
Mi Petit Mail
Mi Petit Mail
Mi Petit Mail
Mi Petit Mail
Mi Petit Mail
Mi Petit Mail
Mi Petit Mail