Nuevas Ideas
Comer Beber

LA (ENiGMÁTiCA) PRiNCESA DE ÉBOLi
(EN EL MERCADO DE LAS RANAS)

LA (ENiGMÁTiCA) PRiNCESA DE ÉBOLi
(EN EL MERCADO DE LAS RANAS)

Imagen
Imagen

   Doña Ana de Mendoza de la Cerda nació en pleno dominio de Carlos I de España y V de Alemania, pero conquistó el poder durante el reinado de Felipe II, aficionado (como su padre) a las costosas guerras y la vida lujosa, que con el tiempo sería apodado “el Prudente” a pesar de la bancarrota del imperio español (que heredaría su hijo). Crónica Sentimental de la trama Éboli (con tráfico de influencias, traiciones y asesinatos incluidos).


   Fruto del ¿amor? entre Diego de Hurtado Mendoza, segundo conde de Mélito y nieto del cardenal Mendoza (fruto del pecado del eclesiástico con una aristócrata portuguesa), y Catalina de Silva, hija de los condes de Cifuentes, Ana nació el 29 de junio de 1540 en Cifuentes (provincia de Guadalajara) en el seno de una (pomposa y orgullosa) familia perteneciente a la más distinguida nobleza castellana. Y con tan solo 12 años, la hermosa joven (cuyo parche en el ojo derecho nunca restó importancia a su gran belleza) se marchó de casa para casarse con Ruy Gómez de Silva para sin duda asegurar la descendencia del linaje y acaudalar más territorios ya que “el Portugués” era nieto del paje, que la emperatriz Isabel, madre de Felipe, se había traído de Portugal.


   El enlace, concertado por el aún príncipe Felipe muy buen aconsejado por el tío de Ana, Juan de Silva (noble de confianza de Carlos I), se celebró en 1553, pero tal y como se estableció en las capitulaciones matrimoniales no se consumaría hasta dos años más tarde ya que Ruy Gómez de Silva tenía que acompañar a Felipe a Inglaterra para supervisar los preparativos de la boda del príncipe español con María Tudor. Pero entre una cosa y otra, “el Portugués” no volvió a España hasta 1557, y durante su viaje relámpago para hablar con Carlos V, visitó a su mujer… A finales de 1557 (o principios de 1558) nació su primer hijo, Diego, y en 1559 cuando el rey Felipe II (desde 1556) y Ruy (más influyente que nunca) volvieron definitivamente a casa, doña Ana pasó de la custodia de su padre a la de su marido.


   Nada más fijar la residencia de la corte en Madrid en 1531, Felipe II, en agradecimiento a la fidelidad de doña Ana (retratada aquí) y de su amigo Ruy, concedió al matrimonio el título de príncipes de Éboli y poco después les nombró duques de Pastrana. Como era de esperar, muchos nobles no entendían el afecto ni el trato de favor que el rey otorgaba a la pareja, y las malas lenguas no tardaron en afirmar que el monarca había concertado aquella unión para disfrutar de los encantos de Ana a su real antojo y que el primer hijo de la dama, era hijo del monarca. Sin embargo, (casi) todo los expertos concuerdan en que se trata de una versión romanticona de una costumbre de la época, que consistía en intercambiar influencias que venía bien a ambos linajes.  


   Fuera como fuera, la realidad es que la rivalidad existente entre los partidarios del Duque de Alba y los del Príncipe de Éboli que aconsejaba a Felipe II, solo consiguió aumentar las rencillas aristocráticas. Entonces, cuando después del tercer matrimonio del monarca en 1559, Ana se hizo íntima de la nueva desposada, Isabel de Valois, el partido albista intentaría derrocar al apodado “Rey Gómez” por todos los medios.


   Mientras tanto, en Pastrana, nacieron los dos últimos hijos (Fernando y Ana) de los nuevos duques, que se ocuparon de repoblar la zona promoviendo el desarrollo industrial y ¡cómo no¡ espiritual de la provincia. Además de ampliar los cultivos y abrir una fábrica de tapices, fundaron una colegiata y 2 conventos de Carmelitas (femenino y masculino) para ayudar a Teresa de Jesús. Pero cuando todo parecía ir sobre ruedas, Ruy Gómez de Silva murió repentinamente en 1573. Tutora de sus hijos y administradora de sus bienes, la desconsolada doña Ana se encerró en uno de los conventos de la ciudad, desde donde empezó a dilapidar su fortuna agasajando a sus hijos a punto de casarse. Ante la situación poco ortodoxa, Teresa de Jesús se llevó a sus monjas, y el padre de doña Ana, preocupado por las acciones de su hija, escribió al rey para llamarla de vuelta a la corte. La princesa de Éboli volvió a Madrid ¿en busca de su antiguo protagonismo?


   Nada más llegar a la capital, doña Ana entabló amistad con Antonio Pérez, el nuevo secretario del rey, y los atractivos 33 años de la princesa hicieron el resto. Se dice, se comenta, se rumorea que Antonio Pérez reveló algunas intrigas de alto secreto a doña Ana, en particular sobre Flandes y más concretamente sobre Juan de Austría, el hermanastro de Felipe II. Entonces, cuando a la muerte de su hijo Sebastián, heredero del trono de Portugal, la Éboli intentó casar a su hija con la familia Braganza, parece ser que Juan de Escobedo, el secretario personal de Juan de Austría, se enteró del tráfico de influencias ejercido y avisó a Felipe II... sin saber que acaba de firmar su sentencia de muerte. El 31 de marzo de 1878, Escobedo murió acuchillado a pocas manzanas del Alcázar.


   Después de ¿investigar? el crimen, parece ser que Felipe II se fue enterando poco a poco de los manejos políticos de Antonio Pérez y doña Ana, que el monarca mandó arrestar el mismo día y a la misma hora en 1579. Lo que empezó siendo un arresto domiciliario en el Torreón de Pinto y luego en la fortaleza de Santorcaz, se convirtió en una verdadera prisión cuando trasladaron a doña Ana a su Palacio Ducal de Pastrana en 1581 para que no pudiera interceder en el proceso de sucesión portuguesa... En cuanto a Antonio Pérez, siempre gozó de cierta libertad. Nunca se dictó contra él ninguna sentencia firme, y consiguió vivir en distintas cárceles con un régimen especial de visitas y comodidades hasta que en 1890 logró escapar hasta Zaragoza y acogiéndose a los fueros aragoneses en vigor, pero ésta es otra historia ¿o no?


   En efecto, a partir de 1890, Felipe II mandó extremar las medidas de seguridad de “la hembra”, apodo con el que el monarca se refería a la princesa de Éboli, que pasó de moverse a sus anchas dentro del palacio, pero sin poder salir al exterior, a quedarse prácticamente emparedada después de la construcción de un tabique entre sus aposentos y el resto del palacio. A pesar de los esfuerzos de los seres queridos de doña Ana por contar su versión de los hechos, a nadie le importaba la verdad.


   Doña Ana de Mendoza de la Cerda, a punto de cumplir 53 años, murió el 02 de febrero de 1592, después de mandar una última carta a su hijo Diego en la que seguía clamando su inocencia...


PD (nº1) ocular: Tras dos años de trabajo analizando el parche representado en los retratos de doña Ana para determinar la patología ocular de la princesa, Enrique Santos-Bueso, de la Unidad de Neuroftalmología del Servicio de Oftalmología del madrileño Hospital Universitario Clínico San Carlos, llegó a la conclusión en 2012 de que podría tratarse de un "proceso secundario a un traumatismo inciso-contuso con pérdida de visión", producido por el florete de un paje con el que la futura duquesa de Pastrana jugaba al esgrima (aunque otros autores afirman que fue tras la caída de una caballo en Valladolid).


PD (nº2) domiciliaria: Cuando el rey Felipe II decidió establecer la corte en Madrid en 1561, doña Ana se instaló con su marido muy cerca del Alcázar (antiguo Palacio Real de Madrid), en un palacio donde hoy se alza el Palacio de Abrantes, actual sede del Instituto italiano di Cultura.


PD (nº3) geográfica: Situada en una colina que domina la orilla derecha del Sele, la localidad de Éboli se encuentra en la región de Campania, en la provincia italiana de Salerno.


PD (nº4) apelativa: Como reza la tradición, el apodo real de Felipe II resume en una sola palabra el rasgo distintivo del monarca. En su caso, “el Prudente” se refiere a la acción política que llevó a cabo el soberano durante su reinado: conseguir mantener íntegro el imperio heredado de los Reyes Católicos, gracias -según los historiadores- a sus decisiones moderadas... ¿Cuál será el apodo del campechano cazador rey Juan Carlos I? El tiempo (¿o el pueblo?) dirá...


Referencias útiles:
EL MERCADO DE LAS RANAS CON LA PRiNCESA DE EBOLi


¿CUÁNDO? El Sábado 01 de abril de 2017.

¿QUÉ? Como cada primer sábado de mes, vuelve el Mercado de las Ranas, "que debe su nombre a que la actual calle Lope de Vega, una de las calles principales del Barrio de las letras (en la ilustración), antes se llamaba calle de Cantarranas por la gran cantidad de ranas que ocupaban las huertas del convento de San Jerónimo y se encontraba en este barrio". En esta nueva edición, el Barrio se llenará de propuestas artísticas, culturales y comerciales sobre Ana de Mendoza de la Cerda, más conocida como la Princesa de Éboli, que vivió en la misma época que algunos de nuestros escritores del Siglo de Oro. Para no perderte nada, consulta la Programación.

¿DÓNDE? A continuación, descubre los locales participantes:
(1) Centro Equilibrio
(ver la ilustración)
Calle del Gobernador, 18
28014 Madrid
635 333 583
M Antón Martín / Atocha


(2) El Taller de las Hadas (ver la ilustración)
Calle de Alameda, 8
28014 Madrid
617 227 777
M Antón Martín


(3) Espacio Recoveco (ver la ilustración)
Calle del Infante, 3
28014 Madrid
654 181 829
M Antón Martín


(4) Farmacia Fúcar (ver la ilustración)
Calle de Fúcar, 10
28014 Madrid
914 290 297
M Antón Martín


(5) Feel & Flow (ver la ilustración)
Calle de Moratín, 20
28014 Madrid
695 100 462
M Antón Martín


(6) La Forja de las Letras (ver la ilustración)
Calle de Cervantes, 10
28014 Madrid
910 405 532
M Antón Martín


(7) Quica (ver la ilustración)
Calle de San Pedro, 9
28014 Madrid
911 666 513
M Antón Martín


(8) Stop Madrid León de Oro (ver la ilustración)
Calle de León, 10
28014 Madrid
914 295 695
M Antón Martín

Para saber más del MERCADO DE LAS RANAS, conéctate a la web del BARRiO DE LAS LETRAS (también en Facebook y Twitter).


[Volver a Mi Petit Crónica SentimentalCallejero o Blogosfera]

   Doña Ana de Mendoza de la Cerda nació en pleno dominio de Carlos I de España y V de Alemania, pero conquistó el poder durante el reinado de Felipe II, aficionado (como su padre) a las costosas guerras y la vida lujosa, que con el tiempo sería apodado “el Prudente” a pesar de la bancarrota del imperio español (que heredaría su hijo). Crónica Sentimental de la trama Éboli (con tráfico de influencias, traiciones y asesinatos incluidos).


   Fruto del ¿amor? entre Diego de Hurtado Mendoza, segundo conde de Mélito y nieto del cardenal Mendoza (fruto del pecado del eclesiástico con una aristócrata portuguesa), y Catalina de Silva, hija de los condes de Cifuentes, Ana nació el 29 de junio de 1540 en Cifuentes (provincia de Guadalajara) en el seno de una (pomposa y orgullosa) familia perteneciente a la más distinguida nobleza castellana. Y con tan solo 12 años, la hermosa joven (cuyo parche en el ojo derecho nunca restó importancia a su gran belleza) se marchó de casa para casarse con Ruy Gómez de Silva para sin duda asegurar la descendencia del linaje y acaudalar más territorios ya que “el Portugués” era nieto del paje, que la emperatriz Isabel, madre de Felipe, se había traído de Portugal.


   El enlace, concertado por el aún príncipe Felipe muy buen aconsejado por el tío de Ana, Juan de Silva (noble de confianza de Carlos I), se celebró en 1553, pero tal y como se estableció en las capitulaciones matrimoniales no se consumaría hasta dos años más tarde ya que Ruy Gómez de Silva tenía que acompañar a Felipe a Inglaterra para supervisar los preparativos de la boda del príncipe español con María Tudor. Pero entre una cosa y otra, “el Portugués” no volvió a España hasta 1557, y durante su viaje relámpago para hablar con Carlos V, visitó a su mujer… A finales de 1557 (o principios de 1558) nació su primer hijo, Diego, y en 1559 cuando el rey Felipe II (desde 1556) y Ruy (más influyente que nunca) volvieron definitivamente a casa, doña Ana pasó de la custodia de su padre a la de su marido.


   Nada más fijar la residencia de la corte en Madrid en 1531, Felipe II, en agradecimiento a la fidelidad de doña Ana (retratada aquí) y de su amigo Ruy, concedió al matrimonio el título de príncipes de Éboli y poco después les nombró duques de Pastrana. Como era de esperar, muchos nobles no entendían el afecto ni el trato de favor que el rey otorgaba a la pareja, y las malas lenguas no tardaron en afirmar que el monarca había concertado aquella unión para disfrutar de los encantos de Ana a su real antojo y que el primer hijo de la dama, era hijo del monarca. Sin embargo, (casi) todo los expertos concuerdan en que se trata de una versión romanticona de una costumbre de la época, que consistía en intercambiar influencias que venía bien a ambos linajes.  


   Fuera como fuera, la realidad es que la rivalidad existente entre los partidarios del Duque de Alba y los del Príncipe de Éboli que aconsejaba a Felipe II, solo consiguió aumentar las rencillas aristocráticas. Entonces, cuando después del tercer matrimonio del monarca en 1559, Ana se hizo íntima de la nueva desposada, Isabel de Valois, el partido albista intentaría derrocar al apodado “Rey Gómez” por todos los medios.


   Mientras tanto, en Pastrana, nacieron los dos últimos hijos (Fernando y Ana) de los nuevos duques, que se ocuparon de repoblar la zona promoviendo el desarrollo industrial y ¡cómo no¡ espiritual de la provincia. Además de ampliar los cultivos y abrir una fábrica de tapices, fundaron una colegiata y 2 conventos de Carmelitas (femenino y masculino) para ayudar a Teresa de Jesús. Pero cuando todo parecía ir sobre ruedas, Ruy Gómez de Silva murió repentinamente en 1573. Tutora de sus hijos y administradora de sus bienes, la desconsolada doña Ana se encerró en uno de los conventos de la ciudad, desde donde empezó a dilapidar su fortuna agasajando a sus hijos a punto de casarse. Ante la situación poco ortodoxa, Teresa de Jesús se llevó a sus monjas, y el padre de doña Ana, preocupado por las acciones de su hija, escribió al rey para llamarla de vuelta a la corte. La princesa de Éboli volvió a Madrid ¿en busca de su antiguo protagonismo?


   Nada más llegar a la capital, doña Ana entabló amistad con Antonio Pérez, el nuevo secretario del rey, y los atractivos 33 años de la princesa hicieron el resto. Se dice, se comenta, se rumorea que Antonio Pérez reveló algunas intrigas de alto secreto a doña Ana, en particular sobre Flandes y más concretamente sobre Juan de Austría, el hermanastro de Felipe II. Entonces, cuando a la muerte de su hijo Sebastián, heredero del trono de Portugal, la Éboli intentó casar a su hija con la familia Braganza, parece ser que Juan de Escobedo, el secretario personal de Juan de Austría, se enteró del tráfico de influencias ejercido y avisó a Felipe II... sin saber que acaba de firmar su sentencia de muerte. El 31 de marzo de 1878, Escobedo murió acuchillado a pocas manzanas del Alcázar.


   Después de ¿investigar? el crimen, parece ser que Felipe II se fue enterando poco a poco de los manejos políticos de Antonio Pérez y doña Ana, que el monarca mandó arrestar el mismo día y a la misma hora en 1579. Lo que empezó siendo un arresto domiciliario en el Torreón de Pinto y luego en la fortaleza de Santorcaz, se convirtió en una verdadera prisión cuando trasladaron a doña Ana a su Palacio Ducal de Pastrana en 1581 para que no pudiera interceder en el proceso de sucesión portuguesa... En cuanto a Antonio Pérez, siempre gozó de cierta libertad. Nunca se dictó contra él ninguna sentencia firme, y consiguió vivir en distintas cárceles con un régimen especial de visitas y comodidades hasta que en 1890 logró escapar hasta Zaragoza y acogiéndose a los fueros aragoneses en vigor, pero ésta es otra historia ¿o no?


   En efecto, a partir de 1890, Felipe II mandó extremar las medidas de seguridad de “la hembra”, apodo con el que el monarca se refería a la princesa de Éboli, que pasó de moverse a sus anchas dentro del palacio, pero sin poder salir al exterior, a quedarse prácticamente emparedada después de la construcción de un tabique entre sus aposentos y el resto del palacio. A pesar de los esfuerzos de los seres queridos de doña Ana por contar su versión de los hechos, a nadie le importaba la verdad.


   Doña Ana de Mendoza de la Cerda, a punto de cumplir 53 años, murió el 02 de febrero de 1592, después de mandar una última carta a su hijo Diego en la que seguía clamando su inocencia...


PD (nº1) ocular: Tras dos años de trabajo analizando el parche representado en los retratos de doña Ana para determinar la patología ocular de la princesa, Enrique Santos-Bueso, de la Unidad de Neuroftalmología del Servicio de Oftalmología del madrileño Hospital Universitario Clínico San Carlos, llegó a la conclusión en 2012 de que podría tratarse de un "proceso secundario a un traumatismo inciso-contuso con pérdida de visión", producido por el florete de un paje con el que la futura duquesa de Pastrana jugaba al esgrima (aunque otros autores afirman que fue tras la caída de una caballo en Valladolid).


PD (nº2) domiciliaria: Cuando el rey Felipe II decidió establecer la corte en Madrid en 1561, doña Ana se instaló con su marido muy cerca del Alcázar (antiguo Palacio Real de Madrid), en un palacio donde hoy se alza el Palacio de Abrantes, actual sede del Instituto italiano di Cultura.


PD (nº3) geográfica: Situada en una colina que domina la orilla derecha del Sele, la localidad de Éboli se encuentra en la región de Campania, en la provincia italiana de Salerno.


PD (nº4) apelativa: Como reza la tradición, el apodo real de Felipe II resume en una sola palabra el rasgo distintivo del monarca. En su caso, “el Prudente” se refiere a la acción política que llevó a cabo el soberano durante su reinado: conseguir mantener íntegro el imperio heredado de los Reyes Católicos, gracias -según los historiadores- a sus decisiones moderadas... ¿Cuál será el apodo del campechano cazador rey Juan Carlos I? El tiempo (¿o el pueblo?) dirá...


Referencias útiles:
EL MERCADO DE LAS RANAS CON LA PRiNCESA DE EBOLi


¿CUÁNDO? El Sábado 01 de abril de 2017.

¿QUÉ? Como cada primer sábado de mes, vuelve el Mercado de las Ranas, "que debe su nombre a que la actual calle Lope de Vega, una de las calles principales del Barrio de las letras (en la ilustración), antes se llamaba calle de Cantarranas por la gran cantidad de ranas que ocupaban las huertas del convento de San Jerónimo y se encontraba en este barrio". En esta nueva edición, el Barrio se llenará de propuestas artísticas, culturales y comerciales sobre Ana de Mendoza de la Cerda, más conocida como la Princesa de Éboli, que vivió en la misma época que algunos de nuestros escritores del Siglo de Oro. Para no perderte nada, consulta la Programación.

¿DÓNDE? A continuación, descubre los locales participantes:
(1) Centro Equilibrio
(ver la ilustración)
Calle del Gobernador, 18
28014 Madrid
635 333 583
M Antón Martín / Atocha


(2) El Taller de las Hadas (ver la ilustración)
Calle de Alameda, 8
28014 Madrid
617 227 777
M Antón Martín


(3) Espacio Recoveco (ver la ilustración)
Calle del Infante, 3
28014 Madrid
654 181 829
M Antón Martín


(4) Farmacia Fúcar (ver la ilustración)
Calle de Fúcar, 10
28014 Madrid
914 290 297
M Antón Martín


(5) Feel & Flow (ver la ilustración)
Calle de Moratín, 20
28014 Madrid
695 100 462
M Antón Martín


(6) La Forja de las Letras (ver la ilustración)
Calle de Cervantes, 10
28014 Madrid
910 405 532
M Antón Martín


(7) Quica (ver la ilustración)
Calle de San Pedro, 9
28014 Madrid
911 666 513
M Antón Martín


(8) Stop Madrid León de Oro (ver la ilustración)
Calle de León, 10
28014 Madrid
914 295 695
M Antón Martín

Para saber más del MERCADO DE LAS RANAS, conéctate a la web del BARRiO DE LAS LETRAS (también en Facebook y Twitter).


[Volver a Mi Petit Crónica SentimentalCallejero o Blogosfera]

Imagen

CESTA REPÚBLiCA

En una pequeña -y encantadora- callecita peatonal del siempre en ebullición barrio de Chueca, sus puertas rojas y amplios ventanales...

[Leer más...]

Imagen

CESTA REPÚBLiCA

En una pequeña -y encantadora- callecita peatonal del siempre en ebullición barrio de Chueca, sus puertas rojas y amplios ventanales...

[Leer más...]

Imagen

CESTA REPÚBLiCA

En una pequeña -y encantadora- callecita peatonal del siempre en ebullición barrio de Chueca, sus puertas rojas y amplios ventanales... 

[Leer más...]

Imagen

CiCLOS
ENTRE MUEBLES Y BiCiCLETAS

En este peculiar local, que funciona al mismo tiempo como taller y tienda, todo lo que está a la vista está a la venta. Bicicletas, ropa...

[Leer más...]

Imagen

CiCLOS
ENTRE MUEBLES Y BiCiCLETAS

En este peculiar local, que funciona al mismo tiempo como taller y tienda, todo lo que está a la vista está a la venta. Bicicletas, ropa...

[Leer más...]

Imagen

¡VUELVEN...
LOS DíAS EUROPEOS DE LA ARTESANíA!

Durante 3 días, la Artesanía volverá a convertirse, como cada mes de abril (¿aguas mil?), en la protagonista este fin de semana...

[Leer más...]

Imagen

SANTA Y SEÑORA

Sus dos grandes escaparates anuncian ropa y objetos vintage. Sin embargo, no es una tienda. Su sótano, que es como una habitación mágica...

[Leer más...]

Imagen

#DONDELPULPO
by PEPA COB

Tuercas, tornillos, tijeras oxidadas, restos de telas, un vinilo rayado, coladores viejos, cristales rotos, troncos, chapas, ladrillos, clavos antiguos...

[Leer más...]

Imagen

#DONDELPULPO
by PEPA COB

Tuercas, tornillos, tijeras oxidadas, restos de telas, un vinilo rayado, coladores viejos, cristales rotos, troncos, chapas, ladrillos, clavos antiguos...

[Leer más...]

Imagen

#DONDELPULPO
by PEPA COB

Tuercas, tornillos, tijeras oxidadas, restos de telas, un vinilo rayado, coladores viejos, cristales rotos, troncos, chapas, ladrillos, clavos antiguos...

[Leer más...]

Imagen

TU PETiT MERCAD(iLL)O DE NAViDAD (II)
(Del 16 al 18 de diciembre de 2016)

Este fin de semana, Madrid se llenará de Mercad(ill)os de Navidad para ayudarte a encontrar el regalo perfecto... Descúbrelos en... 

[Leer más...]

Imagen

LAS CAJAS DE MÚSiCA Y LOS BELENES
DE RiNCÓN MUSiCAL

Situada en una discreta esquina de la arbolada plaza de las Salesas como un oasis en medio del asfalto madrileño, Rincón musical se...

[Leer más...]

Imagen

LAS CAJAS DE MÚSiCA Y LOS BELENES
DE RiNCÓN MUSiCAL

Situada en una discreta esquina de la arbolada plaza de las Salesas como un oasis en medio del asfalto madrileño, Rincón musical se...

[Leer más...]

Imagen

LAS CAJAS DE MÚSiCA Y LOS BELENES
DE RiNCÓN MUSiCAL

Situada en una discreta esquina de la arbolada plaza de las Salesas como un oasis en medio del asfalto madrileño, Rincón musical se...

[Leer más...]

Imagen

LA LAVANDERíA DE LAVAPiÉS
TODO POR LAS BELLAS ARTES

Lo que espera al visitante al otro lado del portal nº13 de la calle Miguel Servet, poco tiene que ver con aquel patio descuidado de 400 m²...

[Leer más...]

Imagen

LA LAVANDERíA DE LAVAPiÉS
TODO POR LAS BELLAS ARTES

Lo que espera al visitante al otro lado del portal nº13 de la calle Miguel Servet, poco tiene que ver con aquel patio descuidado de 400 m²...

[Leer más...]

Imagen

EL MERCADO DE LA PLAZA MAYOR

Si hoy en día el Mercado navideño de la Plaza Mayor es un clásico de las fiestas en la Villa, no siempre fue así. Crónica sentimental de...

[Leer más...]

Imagen

EL MODERNO
LA BELLEZA DE LAS COSAS

Su nombre, lejos de ser presuntuoso, responde a un guiño castizo, ideado por la pareja de treintañeros formada por Delphine y David...

[Leer más...]

Imagen

EL MODERNO
LA BELLEZA DE LAS COSAS

Su nombre, lejos de ser presuntuoso, responde a un guiño castizo, ideado por la pareja de treintañeros formada por Delphine y David...

[Leer más...]

Imagen

EL MODERNO
LA BELLEZA DE LAS COSAS

Su nombre, lejos de ser presuntuoso, responde a un guiño castizo, ideado por la pareja de treintañeros formada por Delphine y David... 

[Leer más...]

Imagen

10 COSAS QUE NO SABíAS DE
iKEA

En 1981, iKEA cruzó las fronteras suecas con la intención de reformar, por dentro, el hogar español, abriendo su primera tienda en...

[Leer más...]

Imagen

ViLLAMANUELA
(II RUTA)

VillaManuela no solo es un festival para escuchar la mejor música del momento, sino que además reivindica la personalidad y...

[Leer más...]

Imagen

XIII (FiN DE) SEMANA DE LA ARQUiTECTURA
by el COAM y OPEN HOUSE MADRiD

Por decimotercero año consecutivo, el Colegio Oficial de Arquitectos de Madrid, a través de la Fundación Arquitectura y en estrecha...

[Leer más...]

Imagen

HAPPY PARK(ing) DAY!
(by LA CELESTE)

En 2005, para “llamar la atención sobre la necesidad de aumentar los espacios verdes en nuestras ciudades” (grises), el colectivo de “guerrilla...

[Leer más...]

Imagen

(Mi PETiT) RUTA HYBRiD
POR ESPACiOS DE ARTE ALTERNATiVOS

Este fin de semana, se celebra la primera edición de Hybrid, un festival multisede (22 para ser exactos), que reivindica el papel de los...

[Leer más...]

Imagen

LA DOMiNOTERíA
EL PARAíSO DEL PAPEL ARTESANO

“Los límites del papel son los límites de la imaginación de cada cual, que es inagotable”, según los dueños de La Dominotería...

[Leer más...]

Imagen

LA PAJERA. TALLER DE RECiCLAJE
EL HOMBRE QUE AMA LAS COSAS

“Amo las cosas loca, locamente. Me gustan las tenazas, las tijeras, adoro las tazas, las argollas, las soperas, sin hablar, por supuesto, del...

[Leer más...]

Imagen

LA PAJERA. TALLER DE RECiCLAJE
EL HOMBRE QUE AMA LAS COSAS

“Amo las cosas loca, locamente. Me gustan las tenazas, las tijeras, adoro las tazas, las argollas, las soperas, sin hablar, por supuesto, del...

[Leer más...]

Imagen

CASA DECOR 2016
DE LA “A” A LA “Z”

Cuando en 1985 Mercedes Malbrán de Campos propuso a 36 decoradores argentinos el desafío de ambientar una antigua casona...

[Leer más...]

Imagen

CASA DECOR
DE LA “A” A LA “Z”

Cuando en 1985 Mercedes Malbrán de Campos propuso a 36 decoradores argentinos el desafío de ambientar una antigua casona...

[Leer más...]

siguiente
1 | 2 | 3 | 4 | 5 |
 Colaborador
 Patrocinador
 Patrocinador 2
 Anunciante Grande
Anunciante peq

Descarga la app Mi Petit Madrid en tu iPhone y en tu iPad
Suscríbete a mipetitMadrid y recibe las últimas noticias
Enviar a un amigo
Mi Petit Mail
Mi Petit Mail
Mi Petit Mail
Mi Petit Mail
Mi Petit Mail
Mi Petit Mail
Mi Petit Mail
Mi Petit Mail
Mi Petit Mail